Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Facua pide que el nuevo tratamiento contra la hepatitis C se use en casos graves hasta que se acuerde su financiación

Facua-Consumidores en Acción ha exigido al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad que explique los motivos por los que sofosbuvir, el nuevo fármaco contra la hepatitis C que ha demostrado su eficacia en más de un 90 por ciento de los casos, no se está dispensando en España a instancias del organismo público en los pacientes más graves hasta que se llegue a un acuerdo con el fabricante para su financiación.
El pasado mes de julio el Ministerio acordó un precio para la financiación de una nueva terapia perteneciente a una nueva familia de fármacos de última generación para combatir este virus, el simeprevir (comercializado por Janssen como 'Olysio'), que alcanza una eficacia de hasta el 92 por ciento en pacientes con el genotipo 1 y 4. Sin embargo, todavía se está negociando un precio para sofosbuvir, comercializado desde primeros de año por el laboratorio Gilead bajo el nombre comercial de 'Sovaldi'.
Mientras tanto, Sanidad asegura que las comunidades autónomas podían autorizar su importación como medicamento extranjero para los casos más graves. Pero Facua denuncia que no se esté llevando a cabo esta medida.
De hecho, las autoridades sanitarias del País Vasco, Andalucía, Comunidad Valenciana y Aragón han hecho público que están solicitando o en vías de solicitar la autorización de la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS) poder dispensar el medicamento a los enfermos más graves, "a pesar de su elevado precio".
Ante esta situación, esta organización de consumidores ha pedido al departamento de Ana Mato que aclare qué procedimientos se están llevando a cabo para autorizarlo y "por qué no se ha generalizado a todo el territorio nacional", en aras de "ofrecer el mejor tratamiento posible a los afectados por dicha enfermedad".
ESPAÑA NO ESTÁ ENTRE LOS 15 PAÍSES QUE EXIGEN LA BAJADA DEL PRECIO
Por otro lado, Facua también ha pedido a la institución sanitaria que justifique ante la ciudadanía por qué España no forma parte del grupo de quince países europeos que, a iniciativa de Francia, se han unido para exigir una rebaja del coste del fármaco 'Sovaldi'.
Francia, Alemania, Italia, Polonia, Holanda, Portugal, Bélgica, Rumanía, Eslovaquia, Eslovenia, Chipre, Croacia, Irlanda, Lituania y Luxemburgo se han unido para presionar al único laboratorio que comercializa el sofosbuvir en el mundo para que abarate el precio del mismo, "200 veces más caro que su coste de fabricación". El laboratorio ya rebajó la factura a países como Egipto, con un gran número de afectados por la enfermedad, y la terapia completa de 'Sovaldi' cuesta alrededor de los 900 euros, frente a los 60.000 euros que podría costar en España.
De la misma manera, la organización ha solicitado que se dé a conocer qué estrategias de investigación pública para el desarrollo de nuevos medicamentos que permitan curar esta enfermedad se están impulsando desde Sanidad.
La hepatitis C es una enfermedad que se transmite a través de la sangre, es asintomática, por lo que es difícil detectarla en una etapa temprana, pero puede evolucionar a hepatitis crónica y en menor medida a cirrosis y cáncer de hígado. Se le atribuyen unas 10.000 muertes al año en España y es responsable de la mitad de los 1.000 trasplantes de hígado que se hacen al año. En España se estima que hay entre 700 y 900.000 personas infectadas, de las cuales, en torno a 250.000 están diagnosticadas.