Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Generalitat catalana afirma que la muerte de un niño de 3 años con enterovirus es un "caso aislado"

El conseller de Salud de la Generalitat, Toni Comín, ha afirmado este miércoles que la muerte de un niño de tres años con enterovirus en el Hospital de Mataró (Barcelona) es un "caso aislado", tanto si se confirma su causalidad con la enfermedad como si no.
Lo ha explicado en declaraciones a TV3 recogidas por Europa Press, después de que el subdirector del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut), Josep Maria Argimon, haya sostenido en rueda de prensa que "no se puede afirmar una relación de causa-efecto entre la detección de enterovirus y el trágico desenlace de este caso".
Comín ha dicho que "probablemente no se podrá saber de forma cierta si se descarta o se confirma la relación de causa-efecto entre el enterovirus y la muerte de la criatura por un cuadro fulminante", cuya sintomatología era compatible con muchos diagnósticos diferentes.
Además, "no respondía a la sintomatología más típica de la rombencefalitis de los casos diagnosticados en el brote", lo que sí permitiría confirmar que esta enfermedad ha sido la causa de la muerte, según el conseller.
"Ni se puede descartar ni se puede confirmar", ha manifestado el conseller, que ha calificado el caso de una de las tragedias más grandes que puede vivir una familia.
También ha asegurado que el brote está controlado aunque no pueden darlo por finalizado porque está haciendo una curva "claramente descendente", ya que los casos están bajando y el brote está disminuyendo.