Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno de C-LM recuerda que mantiene 37 capellanes en hospitales y que la Junta paga sus sueldos

(Esta noticia sustituye a la anterior por error en el quinto párrafo. Disculpen las molestias)
El vicepresidente del Gobierno de Castilla-La Mancha, José Luis Martínez Guijarro, ha defendido en el pleno de las Cortes donde se ha debatido la asistencia religiosa en centros sanitarios de la Comunidad Autónoma que el Ejecutivo de esta comunidad mantiene a un total de 21 capellanes a tiempo completo y otros 16 a tiempo parcial, que cobran 944 y 477 euros mensuales, respectivamente.
Así lo ha puesto de manifiesto desde la tribuna de oradores, donde ha lamentado que el PP esté alertando de que esta atención sanitaria en la región va a decaer a raíz del acuerdo de investidura entre PSOE y Podemos.
"Lo que está pasando es que en Castilla-La Mancha, en todos los hospitales, es que está garantizada la asistencia religiosa, y sufragada en el caso de la Iglesia Católica con fondos públicos", ha remarcado, algo que "también pasa desde el 1 de mayo cuando se aprobaron los presupuestos".
En este punto, ha afeado a los 'populares' que se estén preocupando "por una parte pequeña" de la asistencia sanitaria, mientras que el Gobierno regional "se está encargando de mejorarla toda" con las contrataciones de personal. "Garantizamos la asistencia religiosa en la sanidad, y también la asistencia sanitaria", ha asegurado.
RESOLUCIÓN DEL PP APROBADA
Fruto de este debate, las Cortes han aprobado una propuesta de resolución del PP, con la abstención de Podemos y el voto favorable de los socialistas, que pedía al Gobierno regional que garantizara la libertad religiosa de los pacientes para acceder a espacios en los hospitales.
El diputado encargado de defender esta propuesta ha sido el 'popular' Francisco Núñez, que ha puesto en valor la libertad para acceder a estos espacios en los centros sanitarios de la región sea la religión que sea, católica, musulmana o judía.
Núñez ha asegurado que cada ciudadano debe elegir "qué hacer con su vida" o "si quiere o tener una confesión y de qué culto quiere tenerla", al tiempo que ha criticado que Podemos "mande en materia de asistencia religiosa en hospitales" en la Comunidad Autónoma.
"Hoy creo que el PSOE se ha arrodillado, no para rezar, sino para decir que Podemos tiene que mandar en asistencia sanitaria para que García-Page sea presidente", ha aseverado el diputado del PP.
"NO SE PUEDE SERVIR A DIOS Y AL DINERO"
De su lado, el diputado de Podemos José García Molina ha señalado que la iglesia tiene recursos suficientes para abordar estos servicios religiosos al tiempo que ha rechazado mezclar el "dinero con el debate de fe". "No se puede servir a Dios y al dinero", ha afirmado García Molina.
En este punto, ha pedido al PP que escuchen al Papa Francisco cuando reclama una "sana laicidad y una sólida ley que garantice la libertad religiosa". "Fíjense como se está modernizando --la Iglesia--. Mezclar libertad con dinero repugna al buen gusto y a la sensibilidad", ha expresado el diputado de la formación morada.
Por su parte, el diputado socialista José Luis Escudero ha apuntado que el PSOE va a seguir defendiendo la libertad religiosa "desde un enfoque de igualdad para todas las personas", suscribiendo las palabras del Papa que previamente ha defendido García Molina.
De esta manera, ha criticado a los 'populares' por decir que los socialistas son "anticlericales" y les ha pedido perdón, irónicamente, por no subir a la tribuna "con los cuernos y la cola del diablo".