Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno vasco también compensará por el copago a parados sin prestaciones

El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha anunciado que el Gobierno vasco aprobará, "probablemente" el 15 de noviembre, un decreto para "compensar" por el nuevo sistema de copago farmacéutico a los sectores sociales más desfavorecidos, en el que no solo se incluirá a los pensionistas con ingresos inferiores a los 18.000 euros, sino también, entre otros, a los parados que hayan perdido "todas las posibilidades de prestaciones".
Urkullu, durante su turno de réplica a los grupos durante el pleno de política general del Parlamento vasco, ha detallado las medidas que adoptará su Ejecutivo para compensar a los ciudadanos con rentas más bajas afectados por el nuevo modelo de copago farmacéutico, que en muchos casos se traduce en un encarecimiento de los medicamentos para los enfermos.
El lehendakari, que ya había adelantado las intenciones del Ejecutivo en esta materia, ha ofrecido nuevos detalles sobre las medidas que adoptará. De esa forma, y ante las dudas que su anuncio inicial había despertado en las filas del PSE, ha asegurado que el decreto que prepara su gabinete "no se quedará" en la compensación a los pensionistas y jubilados con rentas inferiores a los 18.000 euros anuales.
"OTROS COLECTIVOS"
El decreto sobre esta materia, que "probablemente" se aprobará el 15 de noviembre, contemplará también "a otros colectivos" de personas "desfavorecidas". Entre ellas, ha citado el caso de los parados "que han perdido todas las posibilidades de prestaciones".
Al igual que ha explicado en su primera intervención, ha indicado que los pensionistas y jubilados que ganen menos de 18.000 euros tendrán una "consideración específica" y recibirán una "ayuda" para compensarles por el nuevo copago. Las ayudas tendrán carácter retroactivo hasta el pasado 1 de julio, fecha en la que entró en vigor el nuevo modelo de copago farmacéutico.