Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno regional pondrá en marcha el copago hospitalario y reitera que "compensará" a los ciudadanos

El consejero de Salud y Política Social extremeño, Luis Alfonso Hernández Carrón, ha indicado que la comunidad pondrá en marcha el copago hospitalario pero ha reiterado que "compensará" a los ciudadanos que recurran a este tipo de servicio.
De esta manera, Carrón ha resaltado que la comunidad extremeña "cumplirá con la ley", aunque acto seguido ha incidido en que Extremadura "compensará" a aquellos ciudadanos que adquieran fármacos que sean dispensados en los hospitales.
"En ningún caso va a suponer un coste añadido para la prestación de estos servicios a los ciudadanos. Por lo tanto el Gobierno (de Extremadura) mantiene que compensará la prestación que en estos momentos el Ministerio nos obliga a poner en marcha", ha aseverado.
Carrón ha realizado estas declaraciones a preguntas de los periodistas tras la firma en Mérida de un protocolo de colaboración entre la Dirección General de Tráfico y las consejerías de Salud y Política Social y de Administración Pública.
Sobre la forma en la que se hará efectiva dicha compensación, el responsable autonómico ha indicado que próximamente se informará del sistema a seguir, aunque ha apuntado que "para cumplir la ley, primero hay que pagar".
"Hay que cumplir la ley, se copaga, dicho en términos populares, y a continuación se devuelve, y por lo tanto se complementa. Estamos trabajando para intentar que se produzca en un mismo hecho, en concreto cuando la persona, el paciente, recibe sus medicinas, y que no le cueste más trámites burocráticos que los que se produzcan en el mismo momento de retirar ese tipo de medicinas", ha indicado.
En otro orden de asuntos, y también preguntado por la prensa, Carrón ha indicado que "no se les retira" la tarjeta sanitaria a los españoles que pasen tres meses fuera del país sino que "pierden el derecho a la asistencia sanitaria las personas sin trabajo que hayan agotado la prestación y los subsidios por desempleo y que se ausenten en el país más de 90 días".
"Por lo tanto, personas que estén fuera del país y dejen de ser residentes españoles durante más de 90 días, de tres meses, a partir de ahí se convierten en residentes extranjeros en el país donde en ese momento residan. A partir de ahí, tiene que ser la sanidad de ese país la que se haga cargo de la prestación sanitaria de estas personas", ha remarcado.
Según ha insistido Carrón, la Unión Europea está obligando a llevar a cabo esta acción, y ha añadido quee "no es una cuestión que España haya puesto en marcha de una forma unilateral".
"Una persona que lleva más de tres meses fuera de España ya no es un residente español, la ley lo considera un residente extranjero en el país que sea, y a partir de ahí tiene que acomodarse a ese sistema de salud", ha indicado.
Al mismo tiempo, ha recalcado que en el momento en el que la persona retorne a España recibirá de "inmediato" la tarjeta sanitaria, por lo que la asistencia sanitaria en España "está asegurada".