Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Guardia Civil decomisa en Lanzarote un atún rojo de 207 Kilogramos capturado de forma ilícita

Agentes del Destacamento Marítimo de la Guardia Civil de Fuerteventura y de la Patrulla Fiscal y de Fronteras (PAFIF) de Lanzarote decomisaron el 31 de marzo un ejemplar de atún rojo capturado de forma ilícita en el puerto de Arrieta (Lanzarote), según informó la Benemérita en una nota de prensa.
El ejemplar fue capturado por tres personas, de nacionalidad española, a bordo de una embarcación de recreo, en una temporada en la cual se encuentra prohibida la pesca de atún rojo para la flota deportiva y de recreo, en concreto del 15 octubre al 15 de junio.
Así, por estos hechos se procedió a denunciar ante el Servicio de Inspección de Pesca Marítima de Las Palmas a las personas que viajaban en la embarcación por una infracción a la Orden del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente nº 339/2014, del 6 de marzo, por la que se regula la pesquería de atún rojo en el atlántico oriental y mediterráneo.
En este sentido, la sanción, al tratarse de una especie cuya pesca está prohibida en esta temporada para las embarcaciones recreativas, pude ocasionar multas de hasta 20.000 euros, mientras que en cumplimiento a la normativa en vigor el ejemplar de atún rojo decomisado fue entregado al banco de alimentos del Ayuntamiento de Haría.
Por su parte, la actuación fue llevada a cabo en colaboración con los inspectores del Servicio de Inspección Pesquera de la Subdelegación del Gobierno en Las Palmas.
La Guardia Civil destacó que la pesquería de atún rojo en el archipiélago canario se abrió el pasado 24 de marzo para barcos de pesca profesional, previamente autorizados; durando menos de dos días, tiempo que se tardó en alcanzar la captura adjudicada para el conjunto de las Islas Canarias, no llegando dicha cuota a las 55 toneladas.