Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un joven de Guinea Conakry, hospitalizado con heridas por la hélice del motor de la patera en la que llegó a Ceuta

Un varón nacional de Guinea Conakry de 18 años de edad y cuya identidad responde a las iniciales S.B. permanece ingresado en el Hospital Universitario de Ceuta desde primera hora de la noche de este miércoles con heridas causadas por la hélice del motor de la patera en la que llegó a una playa de la bahía sur de la ciudad autónoma junto a otros 13 migrantes compatriotas, uno de ellos mujer.
Según han informado a Europa Press fuentes de la Guardia Civil y de la Cruz Roja de Ceuta, cuyos voluntarios atendieron a los indocumentados a su llegada a territorio español, el hospitalizado, con heridas en la región inguinal y el glúteo derecho, fue rescatado por efectivos del Grupo Especialista en Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Benemérita del agua, donde había quedado agarrado al motor por temor a ahogarse.
El herido fue trasladado al Hospital Universitario por una ambulancia del 061 y otros siete recibieron asistencia, ropa, calzado, alimentos y bebida proporcionados por el Equipo de Respuesta Inmediata ante Emergencias (ERIE) de inmigración de la institución humanitaria.
El resto de los foráneos (seis) tuvo la misma atención en las dependencias del Servicio Marítimo del Instituto Armado ubicadas en el Puerto Deportivo de la ciudad autónoma, desde donde pasaron a dependencias policiales para la apertura de los expedientes sobre su situación administrativa en España como paso previo a su entrada en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) local.
Esas instalaciones acogen actualmente a unos 650 extranjeros, un 25% por encima de su capacidad máxima operativa, fijada en 512 plazas tras su última ampliación. Solamente durante los últimos siete días han accedido irregularmente a Ceuta un total de 58 personas.
La Guardia Civil logró detener con la colaboración de la Policía Local en las inmediaciones del punto de llegada de la patera, a menos de dos kilómetros de la frontera del Tarajal, al ciudadano de origen magrebí que supuestamente patroneaba la embarcación y que pasará a disposición judicial acusado de un delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros.