Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Hallan una joven de 17 años muerta con dos disparos en la cabeza

Los vecinos y amigos de la familia, consternados por el asesinato de la chica alicantina. Vídeo: Informativos Telecincotelecinco.es
Una menor de 17 años ha sido encontrada muerta en su cama con dos impactos de bala en el cráneo. Según fuentes de la Guardia Civil, los hechos tuvieron lugar ayer sábado al mediodía en una vivienda unifamiliar en el municipio de Alfaz del Pi, en Alicante. No se descarta ninguna hipótesis en la investigación que llevan a cabo el Grupo de Homicidios de Alicante y la policía científica de la Guardia Civil de Altea.
La joven recibió dos disparos de escopeta mientras estaba dormida en su habitación y sola en la vivienda.  El suceso ocurrió entre las 9 horas, momento en que la madre abandonó el domicilio para abrir un bar de su propiedad, y las 12, cuando se halló el cadáver tendido en la cama del dormitorio de la menor. Se está a la espera de que se traslade el cuerpo al Instituto Anatómico Forense para practicarle la autopsia.
Según el alcalde de Alfaz del Pi, Vicente Arqués, el homicidio fue descubierto a raíz de que la señora de la limpieza no pudiera entrar en la vivienda y que diera aviso a la madre de la fallecida. Extrañada, la madre se dirigió al domicilio y halló a su hija tiroteada, tras lo cual avisó a la policía y al resto de la familia. El único hermano de la víctima, de 22 años, la llevó en su coche al hospital comarcal de la Marina Baixa, en Villajoyosa, aunque allí no se pudo hacer nada por salvarla y poco después de las 13 horas se certificó la muerte.
La Subdelegación del Gobierno apunta que no se ha localizado el arma, cuya funda sí se ha encontrado y que, al parecer, pertenece al padre de la joven. El diario Levante recoge las declaraciones de la subdelegada, Encarna Llenares, quien informó que "hay abiertas varias vías de investigación", e incluso no se descarta que el desencadenante fuese un intento de robo. La Guardia Civil de Altea, que buscó rastros en el chalet hasta las 22.30 horas de ayer, ya ha tomado declaración tanto a la familia de la joven, como a su entorno más cercano, sin que haya trascendido el posible móvil del crimen.
Se estudia el hecho de que varios testigos vieron partir a gran velocidad un vehículo granate de pequeñas dimensiones. Los padres se encontraban en el momento del suceso trabajando en el bar cafetería que regentan en el municipio y tuvieron que recibir atención psicológica después de conocer los hechos, explica el rotativo Información de Alicante. El alcalde ha expresado la "consternación" de la localidad ya que se trata de una familia "muy trabajadora y conocida" en Alfaz, donde viven "de toda la vida".