Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Hospital Sant Pau de Barcelona logra una mayor precisión en el diagnóstico del infarto

El Hospital Sant Pau de Barcelona ha identificado nuevos marcadores electrocardiográficos que permiten hacer un diagnóstico más preciso del infarto agudo de miocardio, habida cuenta de que los parámetros que existen actualmente no han cambiado desde los años 60.
El trabajo de investigación, que reúnen dos artículos publicados en el 'American Journal of Medicine' y en el 'American Journal of Cardiology', permitirá mejorar el diagnóstico del infarto de miocardio y también diferenciar esta enfermedad de la pericarditis aguda.
El electrocardiograma sigue siendo uno de los instrumentos de diagnóstico clínico más importante de la medicina moderna, pero cuenta con algunas limitaciones como la dificultad de diferenciar a los pacientes que sufren una pericarditis aguda, ya que esta enfermedad también produce una elevación del segmento ST.
Dicha limitación hace que algunos pacientes con pericarditis sean innecesariamente sometidos a un cateterismo cardiaco y, por tanto, una exploración cruenta para descartar el infarto.
El estudio, liderado por el director del Servicio de Cardiología del centro, Joan Cinca, establece dos nuevos criterios electrocardiográficos que permiten diferenciar ambas patologías con más exactitud y, de esta forma, reducir en un futuro el número de pacientes sometidos innecesariamente a un catéter.
El trabajo se ha realizado con la colaboración de los hosptiales de Son Dureta de Palma de Mallorca, el Joan XXIII de Tarragona y el Arnau de Vilanova de Lleida.