Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ingresan en prisión 11 de los 12 detenidos por los disturbios en Melilla que acabaron con 13 policías heridos

Once de los doce detenidos en Melilla por los disturbios en los barrios habitados mayoritariamente por musulmanes, diez de la Cañada de Hidum y uno del Monte María Cristina, han sido ingresados en prisión por orden del Juzgado de Instrucción número 2 de Melilla tras los disturbios que encabezaron el pasado 10 de enero y en el que hirieron a 13 policías nacionales.
Según han informado a Europa Press fuentes policiales, el único que no ha sido llevado al Centro Penitenciario ha quedado en libertad con cargos tras pagar una fianza de 20.000 euros.
Los detenidos en el operativo que desarrolló el domingo en el dispositivo protagonizado por 150 agentes de Policía Nacional en el barrio de Cañada de Hidum fueron puestos a disposición judicial el lunes y después de declarar durante toda la tarde, los once jóvenes que no superan los 30 años de edad ninguno de ellos fueron conducidos a la cárcel durante esta madrugada.
El delegado del Gobierno ha comunicado que el operativo en la Cañada de Hidum se saldó con la detención de 11 personas "tras demostrarse su participación en los disturbios del pasado 10 de enero". Además, concretó que los agentes se han incautado de 15 kilos de hachís, de unos 150 gramos de cocaína, de diferentes armas blancas, de una escopeta y de 20.000 euros en efectivo.
Estos datos revelan, a juicio de Abdelmalik El Barkani, que el motivo de los altercados no era la protesta por las listas de los Planes de Empleo. El Barkani ha subrayado que "muchos de ellos tenían antecedentes por haber cometido robos con intimidación y otro tipo de delitos relacionados con el desorden público y el tráfico de drogas", por lo que al menos tres tenían pendientes órdenes de busca y captura.