Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Instituto de Infertilidad aplicará un protocolo para mejorar técnica de ciclo natural de reproducción asistida

El Instituto Canario de Infertilidad (ICI) será el primer centro de España en aplicar un protocolo para mejorar la técnica de ciclo natural en la reproducción asistida.
Este protocolo, apuntan, ofrece mejores pronósticos y controla la ovulación de manera específica e individualizada. Trabajo que explicará, entre otros, los días 16 y 17 de mayo con la celebración de las II Jornadas de Reproducción Asistida en Canarias en el Hotel AC Gran Canaria, para profesionales de la salud de toda España.
Al respecto, informó que dicho foro de debate, que cuenta con el Reconocimiento de Interés Sanitario de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, así como con la declaración formal de evento libre de humo de tabaco, centrará toda la actualidad en materia de investigación sobre Medicina Reproductiva, incluido el ciclo natural.
En este sentido, apuntó que el ciclo natural "es poco invasivo" porque no requiere estimulación con hormonas, aprovechando el óvulo dominante que genera la mujer de forma natural en cada ciclo y está indicado como una alternativa más de reproducción asistida, según informó el ICI en nota de prensa.
El doctor Markus Nitzschke del ICI, médico especialista en Ginecología, Obstetricia y Medicina de Reproducción por la Universidad de Freiburg im Breisgau, en Alemania, explicó que la reproducción asistida aplicada al ciclo natural es la intervención de las técnicas de reproducción asistida durante la ovulación con la más baja intervención posible para lograr la fecundación aprovechando el ciclo natural de la mujer, es decir, su ovulación natural, sin estimulación.
Agregó que entre sus ventajas está el que el tratamiento tiene "menos costos" que el FIV convencional, la pareja se ahorra también los altos costos de la medicación hormonal o no existe el riesgo de embarazo múltiple; ofrece una opción válida a las mujeres bajas respondedoras, entre otros.
Por otro lado, también se refirió a que se trata de una técnica que es aplicable a mujeres de más de 40 años, si bien hay que hacer una transferencia diferida, esto es, en lugar de transferir el embrión directamente 2 ó 3 días después de la punción, en estas mujeres, los embriones se tienen que congelar y transferir en el ciclo siguiente.