Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Junta andaluza ve "difícil" que los jueces no ejecuten desahucios hasta que resuelva el TC, aunque sería "deseable"

"De todas formas siempre, si hay voluntad de al menos retrasar las cosas, se puede hacer", ha dicho el consejero de Justicia e Interior
El consejero de Justicia e Interior de la Junta de Andalucía, Emilio de Llera, ha admitido que ve "difícil" la intención anunciada por la Consejería de Fomento y Vivienda de pedir a los juzgados donde se instruyen procedimientos de ejecución hipotecaria que no procedan a los desahucios hasta que el Tribunal Constitucional (TC) no tome una decisión en firme tras admitir a trámite el recurso del Gobierno central contra la ley andaluza antidesahucios y suspenderla de forma cautelar, si bien cree que sería "muy deseable".
En declaraciones a los periodistas, De Llera también ha subrayado que, "desgraciadamente", hay "pocos visos" de que el Gobierno permita que el Constitucional alce la medida, dada la actual composición del TC y su "sesgo pro-PP", si bien ha matizado que "sí tendrá que hacerlo si a los seis meses no se ha pronunciado, por lo que tampoco va a durar mucho".
Asimismo, el titular autonómico de Justicia e Interior ha expuesto que el TC no dice que la ley sea anticonstitucional, sino que, analizando el recurso del Estado, "si considera que tiene algún viso de poderlo ser se acuerda la suspensión mientras lo estudia y resuelve".
Respecto al margen de maniobra de los juzgados para atender a la demanda expuesta por la Consejería de Fomento y Vivienda, De Llera ha considerado que "jurídicamente, si no hay una norma que impida el desahucio, el juez está obligado a aplicar la norma actual y nacional".
"De todas formas siempre, si hay voluntad de al menos retrasar las cosas, se puede hacer", ha manifestado el consejero, para el que esto sería "una obra de humanidad", en tanto que los desahucios "suponen que mucha pobre gente se quede en la calle y pierda lo mínimo y lo último que les queda, que es su vivienda".