Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lidl recibe el certificado 'Residuo Cero' de AENOR al lograr que el 100% de sus residuos sean reciclados

Lidl ha recibido el certificado 'Residuo Cero' de AENOR al lograr que el 100% de sus residuos sean reciclados y que ha sido otorgado este miércoles 19 de julio en la plataforma logística de la empresa en Alcalá de Henares (Madrid) durante un acto, según un comunicado de la empresa.
El certificado reconoce que todos los residuos de la instalación son reciclados para ser utilizados en nuevos recursos o materias primas, logrando así que cero residuos se tiren al vertedero. La cadena de supermercados se convierte así, según la empresa, en la única del sector que recibe esta identificación.
A través del proceso 'Residuo Cero', las más de 2.900 toneladas de residuos anuales que genera la plataforma son revalorizadas, recicladas y acaban convirtiéndose en materias primas. Para ello, la compañía ha puesto en marcha un sistema de separación de residuos en 22 categorías de las cuales las más abundantes son el carbón (54% de los residuos), el plástico y el textil (ambos con un 7%), la alimentación seca (5%) y la madera y la chatarra (2% cada una). Algunos de los usos que se le dan a estos materiales son los de convertir el textil en hilos y trapos o la alimentación seca en pienso para animales.
Con este reconocimiento, y junto a las certificaciones medioambientales de BREEAM y VERDE del año pasado, la planta de Lidl se convierte en la más sostenible de la empresa en toda Europa.