Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Llamazares dice que Mato es "un ébola gubernamental" y critica "campaña de linchamiento" de Madrid hacia Romero

El portavoz de Sanidad de IU en el Congreso de los Diputados, Gaspar Llamazares, ha afirmado este miércoles que las declaraciones del consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Javier Rodríguez, responsabilizando de su contagio a la auxiliar de enfermería infectada de ébola, Teresa Romero, forman parte de "una campaña sistemática de linchamiento de esa profesional y del sector sanitario para eludir responsabilidades políticas".
"Yo no creo que sea únicamente una falta de continencia verbal por parte del consejero, sino que hemos asistido, espero que haya parado, a una campaña sistemática de linchamiento de esa profesional y del sector sanitario para eludir responsabilidades políticas", ha dicho Llamazares, quien ha afirmado que Rodríguez es el "principal responsable", pero "hay más responsables".
Así se ha manifestado Llamazares en declaraciones a los periodistas en la Asamblea de Madrid, donde ha presentado, junto al portavoz de sanidad de IU en la Cámara regional, Rubén Bejarano, las iniciativas que el partido va a llevar a los diferentes parlamentos y ayuntamientos en relación con el contagio de ébola.
En ese sentido, el portavoz de Sanidad de IU en el Congreso ha considerado que al margen de "responsabilidades personales", dicha campaña tiene que ser explicada por parte de los dos Gobiernos, el de la nación y el de la Comunidad de Madrid.
Sobre las disculpas del consejero al marido de Romero, Javier Limón, en respuesta a la carta de este último, Bejarano ha afirmado que "son insuficientes" y que "llegan tarde ante la alarma social que el propio consejero de sanidad emite".
Tras subrayar que las declaraciones de Rodríguez han sido "graves", Bejarano ha dicho que cuando piden su dimisión "no sólo es por su incapacidad por estas declaraciones que son impropias de quien dirige la sanidad pública en la Comunidad de Madrid sino porque también tiene que asumir los errores".
"Sobre todo, tiene que asumir un gran error, que el propio consejero de Sanidad incluso culpabilizó a la paciente, hablando de supuestas negligencias", ha agregado, antes de asegurar que desde IU no van a consentir que "ante una falta de seguridad en el cumplimiento de los protocolos, como evidenció el sistema público, culpabilice a ningún profesional sanitario incluso a la propia paciente, que ya tiene la desgracia de tener esta enfermedad".
"DESASTRE SANITARIO"
Por otro lado, Llamazares ha acusado al Gobierno de Mariano Rajoy de convertir "una crisis sanitaria en un desastre sanitario", empezando por tomar una decisión que es "un despropósito", la de repatriar "sin garantías" a los misioneros y "no teniendo preparado el sistema de salud para responder a ese reto", con "un desbarajuste" en el Carlos III, por su desmantelamiento, y en los protocolos, y finalmente con "una información que más se puede considerar desinformación que información".
Asimismo, ha indicado que IU ha planteado en el Congreso de los Diputados recuperar el carácter de centro de referencia nacional del Hospital Carlos III para enfermedades infecciosas, tropicales y de carácter epidémico, ya que, según sus palabras, "no es verdad que no amenacen la salud de los ciudadanos en los países desarrollados", sino que "están en alza fuera y dentro de nuestro país".
IU también ha instado al Gobierno a desarrollar la ley de sanidad publica que se aprobó en 2011, ya que el hecho de que el Gobierno se niegue a desarrollarla, tal y como ha señalado Llamazares, es la causa de los problemas con las alertas y los protocolos.
Además, la formación ha reclamado la puesta en marcha de la planta para casos de NBQ en el Hospital Gómez Ulla, con la consiguiente responsabilidad financiera por parte de la Administración Central, ha agregado.
Tras destacar que las medidas de salud pública son tan importantes como las de liderazgo, Llamazares ha dicho que en estos momentos el Ministerio de Sanidad es "un ministerio sin cabeza", que "no tiene liderazgo ni credibilidad", lo que solo se recupera nombrando a un nuevo ministro de Sanidad, según sus palabras.
Para Llamazares, Mato "ha sido cesada y sustituida por la Vicepresidencia del Gobierno", por lo que ha pedido al Gobierno "que haga de derecho lo que es de hecho" y destituya a Mato, a la que se ha referido como "un ébola gubernamental".
"Esa ministra contagiará al resto del Gobierno lo quiera o no lo quiera", ha afirmado, al tiempo que ha apostado por el "aislamiento de la ministra" y el "seguimiento de esa decisión", porque "si no lo hacen el ébola gubernamental está servido".
PRESUPUESTOS DE LA COMUNIDAD DE MADRID
En lo que respecta a la Asamblea de Madrid, Bejarano ha pedido al Gobierno regional que aproveche los presupuestos de 2015 para incrementar las partidas destinadas al Hospital Carlos III para fortalecerlo como centro de referencia nacional para enfermedades infecciosas, tropicales y de carácter epidémico.
Asimismo, ha afeado al presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, que todavía no haya desautorizado las declaraciones del consejero de Sanidad, y ha insistido en que éste no puede seguir siendo el responsable de la sanidad pública de la Comunidad de Madrid.