Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Médicos del Mundo reclama políticas de prevención del virus en Malí y otros países de África Occidental

La ONG Médicos del Mundo ha reclamado políticas de prevención del virus del ébola en Malí, tras la confirmación del primer caso de contagio, y otros países de África Occidental ya que, tal y como ha recordado, es una enfermedad que "hoy por hoy no tiene cura".
"Era cuestión de tiempo que ocurriera. No solo hay que financiar centros de tratamiento, si no también dar una respuesta integral a la epidemia ya que no se puede dejar de lado la importancia de la prevención", ha comentado el responsable de Operaciones Internacionales de la junta directiva de la entidad, José Félix Hoyo.
Actualmente, el coordinador de país de Médicos del Mundo en Malí está manteniendo encuentros con representantes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y del grupo de crisis sobre el ébola. La primera acción que se abordará será facilitar formación "lo antes posible" a los 'district medical officer', en colaboración con otras delegaciones de la organización.
De hecho, a principios del pasado mes de agosto, representantes de la ONG plantearon a diversas instituciones la necesidad "urgente" de acometer trabajo preventivo en Sierra Leona, Senegal y Malí. Y es que, tal y como ha informado la organización, en el caso de Malí, la "vulnerabilidad" de su población, y la "debilidad" de las instituciones, hacían "recomendable" una estrategia preventiva "inmediata" que incluyera trabajo comunitario y educación para la salud.
Por este motivo, Médicos del Mundo ha lanzado esta propuesta con el objetivo de reforzar la capacidad de los sistemas sanitarias de estas tres regiones y poner en marcha planes de contingencia ante el ébola a nivel local, regional y nacional. Entre las actividades previstas se incluye formación al personal de control de fronteras y de los trabajadores sanitarios locales, así como sensibilizar a los líderes comunitarios y apoyar las labores de 'contact tracing'.
Además, espera lograr una cobertura geográfica con actividades de respuesta al virus complementarias al tratamiento en los países ya afectados por el ébola; asegurar una respuesta "inmediata y global" en los países con casos iniciales localizados y "fortalecer" la capacidad de los estados todavía no afectados.