Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Medio Ambiente negocia una reducción del 91% del precio de tonelada de CO2 para cumplir el Protocolo de Kioto

Secretario de Estado de Medio Ambiente: "Vamos a trabajar hasta el último momento para cumplir".
El Consejo de Ministros ha aprobado un acuerdo de compra de derechos de emisión para dar cumplimiento a los compromisos internacionales derivados del Protocolo de Kioto que va a permitir conseguir un ahorro del 91 por ciento por tonelada de CO2 adquiridia, según han explicado a Europa Press fuentes gubernamentales.
En este sentido, el secretario de Estado de Medio Ambiente, Federico Ramos de Armas, ha asegurado que el Gobierno va a trabajar hasta el último minuto para cumplir el Protocolo de Kioto, cuyo plazo de vencimiento acaba el 31 de diciembre de 2012.
Según el Protocolo, que obliga a la UE ha reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) un 8 por ciento para el periodo 2009-2012 respecto a las niveles de 1990, España puede emitir en este periodo un 15 por ciento más de lo que registraba en aquella fecha. Teniendo en cuenta las emisiones entre 2008 y 2010 (+22,9%) y las unidades ya adquiridas o contratadas, el Ejecutivo estima necesario adquirir en torno a 105 millones de unidades adicionales entre 2012 y 2014 para cumplir Kioto.
"Las negociaciones que hemos llevado a cabo han sido inmejorables pues suponen una eficacia en la gestión doce veces superior a la realizada en el periodo anterior, una muestra clara de que se puede hacer más con menos", ha asegurado Federico Ramos.
En una entrevista concedida a Europa Press, el secretario de Estado ha admitido que hay cuestiones que se sabe que van a producir un aumento de emisiones, como por ejemplo, "el decreto famoso del carbón", aunque todavía no cuenta con los datos definitivos de emisiones de gases de efecto invernadero correspondientes al año pasado.
Sin embargo, ha precisado que el Ejecutivo cuenta con dos estrategias para cumplir con el Protocolo de Kioto. Por una parte, trabajar en el desarrollo de proyectos internos que supongan reducción de emisiones. "Para eso, hemos puesto en marcha un fondo que llamamos 'Proyectos Clima' para la reducción de emisiones, se trata de incentivar proyectos en nuestro territorio que reduzcan emisiones --ha explicado--. Esa idea nos gusta mucho más que la de seguir comprando derechos de emisión a otros países".
200 PROPUESTAS NACIONALES
En este sentido, ha comentado que en apenas cinco meses y tras una breve exposición pública se han recibido casi 200 propuestas de proyectos para ser apoyados y que los adjudicatarios definitivos se conocerán en octubre. A su juicio, este tipo de proyectos son los que pueden generar empleo, oportunidades e innovación en España.
No obstante, ha reconocido que "no queda otro remedio" que continuar con las adquisiciones de derechos de emisión, aunque con un enfoque diferente al del anterior Gobierno, "más racional y optimizando los recursos". "El Gobierno anterior gastó 770 millones de euros en cinco años en materia de compra de derechos de emisión. Hemos sido el segundo país del mundo, tras Japón, en comprar derechos de emisión y, aún así, nos hemos quedado todavía lejos de Kioto, puesto que la herencia que nosotros recibimos y lo que nos encontramos cuando empezábamos esta legislatura es que estábamos muy lejos de cumplir Kioto", ha criticado el secretario de Estado.
Así, ha asegurado que España ha abierto procesos de negociación, cambiado fórmulas y buscado optimizar los recursos limitados de los que dispone para adquirir derechos de emisión. "Mantenemos el compromiso de acercarnos a cumplir el Protocolo de Kioto, acercarnos hasta cumplirlo porque ese es el compromiso que tenemos y lo que tiene que hacer este ministerio", ha insistido.
IMAGEN DE PAÍS
Aunque el cumplimiento de Kioto acaba en diciembre, los países que han suscrito el acuerdo tienen dos años más para acreditar el cumplimiento. "En ese margen que tenemos de esos dos años, junto con estos meses, vamos a hacer todos los esfuerzos para cumplir todos nuestros compromisos internacionales, porque es muy importante como país cumplir sus compromisos internacionales. No simplemente firmarlos, sino trabajar y hacer todos los esfuerzos para cumplirlos. Está nuestra imagen como país y nuestra seriedad en ella", ha recalcado.
Por ello, según ha explicado, el Ejecutivo está negociando todas las variables posibles que puedan ayudar a España a cumplir, desde negociación con organismos internacionales, países y empresas que tienen derechos de emisión y los quieren compensar, vender o permutar.
"La idea del Gobierno es no pagar sanción y, sobre todo, antes que pagar sanción, es cumplir con nuestros compromisos, pero no sólo por evitar la sanción sino porque nosotros somos un país que quiere cumplir", ha concluido.