Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Junta trabaja para presentar la Memoria de Actividades de la Consejería de Sanidad y del Sescam en junio

La Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha ha iniciado los trabajos previos a la redacción de la Memoria de Actividades 2015 tanto de la propia Consejería como del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam). La previsión es que dicha memoria pueda estar elaborada para su presentación en junio, tanto al Consejo de Salud de Castilla-La Mancha como al Consejo de Administración del Sescam.
Así, ya se ha desarrollado una reunión de trabajo entre técnicos de las distintas direcciones generales que componen los órganos directivos que gobiernan la Sanidad en Castilla-La Mancha y que están coordinadas desde la Dirección General de Calidad y Humanización en la Asistencia Sanitaria.
El Gobierno regional ha recordado en nota de prensa que esta labor se venía llevando a cabo desde 2002 hasta 2010, donde esta Memoria de Actividades era además aprobada por el Consejo de Salud de Castilla-La Mancha y por el Consejo de Administración del SESCAM. "Con la llegada al poder del anterior Gobierno Regional, este documento dejó de publicarse", ha lamentado el Ejecutivo socialista.
El director general de Calidad y Humanización en la Asistencia Sanitaria, Rodrigo Gutiérrez, ha subrayado la importancia de la redacción de esta memoria corporativa, algo que está normalizado y aceptado en las modernas organizaciones, porque a través de este documento, se rinde cuentas a los ciudadanos, convirtiéndose además en "una obligación moral y ética para con todos los que desempeñan su trabajo diario en el sistema sanitario regional".
Así pues entre otras cuestiones, la Memoria tanto de la Consejería de Sanidad como del SESCAM, incorporará la actividad asistencial desarrollada, gasto farmacéutico, encuestas de satisfacción existentes, quejas y reclamaciones de los usuarios, planes de calidad, evolución de los presupuestos a lo largo de los años, inversiones y equipamiento de los centros y plantillas de los profesionales.