Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OMM alerta del calor "sin precedentes" y los fenómenos meteorológicos "extremos" de 2015

La Organización Meteorológica Mundial (OMM) ha alertado que el 2015 hizo historia por registrar temperaturas máximas "sin precedentes, olas de calor intensas, número de precipitaciones extraordinarias, sequías devastadoras y una actividad excepcional de los ciclones tropicales", según recoge la 'Declaración de la OMM sobre el estado del clima mundial en 2015', coincidiendo con la celebración este martes 22 de marzo, del Día Meteorológico Mundial.
En esta ocasión, la jornada se celebrará bajo el lema 'Más cálido, más seco, más húmedo. afrontemos el futuro', con el que pretende destacar las dificultades que plantea el cambio climático y presenta la senda hacia sociedades que puedan adaptarse al clima.
Así, el secretario general de la OMM, Petteri Taalas, ha afirmado que "el ritmo alarmante de cambio climático como resultado de las emisiones de gases de efecto invernadero, no tiene precedentes en los registros modernos".
La organización ha apuntado que en 2015 la temperatura media global en superficie batió todos los récords anteriores por un margen amplio, con valores de aproximadamente 0,76 °C por encima de la media del período comprendido entre 1961 y 1990, debido a un intenso episodio del fenómeno 'El Niño' y al calentamiento global provocado por las actividades humanas.
Por su parte, el director del Programa Mundial de Investigaciones Climáticas, copatrocinado por la OMM, David Carlson, ha afirmado que "las temperaturas sorprendentemente elevadas que se han registrado hasta ahora en 2016 han causado conmoción en la comunidad científica del clima".
"Nuestro planeta está transmitiendo un mensaje elocuente a los dirigentes de todo el mundo para que firmen y apliquen el Acuerdo de París sobre cambio climático y reduzcan las emisiones de gases de efecto invernadero ahora, antes de que alcancemos un punto irreversible", ha declarado Taalas.
La organización indica que los riesgos por altas temperaturas pueden reducirse a través de los sistemas de alertas tempranas de olas de calor y de riesgos para la salud que suministran avisos oportunos a las instancias decisorias, a los servicios de salud y al público en general. Por su parte, las sequías deben controlarse de forma más preventiva mediante una gestión integrada.
En el caso de precipitaciones intensas e inundaciones, destaca la gestión integrada de crecidas es un método holístico a largo plazo destinado a reducir al mínimo los riesgos de inundación.
De este modo, la OMM subraya que la consolidación de comunidades que puedan adaptarse al tiempo y al clima constituye un aspecto fundamental de la estrategia global para lograr un desarrollo sostenible.