Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una ONG denuncia torturas y maltrato sistemático a menores palestinos por Israel

Palestinos despliegan su bandera durante una protesta contra el bloqueo israelí sobre Gaza, en el paso de Erez, al norte de Beit Hanun, en la franja de Gaza, el pasado 9 de junio. EFEtelecinco.es
Los menores palestinos son víctimas de "torturas y maltrato extendido, sistemático e institucionalizado" por parte de las fuerzas de seguridad de Israel, según un informe de la sección palestina de la ONG Defence for Children International.
"Desde el momento de su arresto, los niños palestinos sufren maltratos y, en algunos casos, tortura a manos de soldados israelíes, policías y autores de los interrogatorios", señala el documento, que incluye 34 casos estudiados en sus más de cien páginas.
A menudo, los menores son arrestados "en la casa familiar horas antes del amanecer por soldados fuertemente armados" que les "arrodillan dolorosamente, vendan y meten a empujones en la parte trasera de un vehículo sin indicación alguna de porqué o a dónde se los llevan", explica la organización.
"Los niños son generalmente maltratados durante el proceso de traslado y llegan a los centros de detención e interrogatorio traumatizados, cansados y solos", agrega.
Por lo general, se niega a los menores -incluso de 12 años de edad- el contacto con sus familias y la ayuda de un abogado hasta que hayan confesado en el interrogatorio, según la ONG.
"En el interrogatorio se les somete a una serie de técnicas prohibidas, como el uso excesivo de esposas o del vendado de ojos, bofetadas y golpes, abuso de posiciones dolorosas durante largos periodos de tiempo, confinamiento incomunicado y privación del sueño, así como una combinación de amenazas físicas y psicológicas al niño y su familia", detalla el estudio.
En esos momentos, "muchos menores confiesan y algunos son forzados a firmar confesiones escritas en hebreo, una lengua que no comprenden", en interrogatorios "que no se graban en vídeo, como establece la ley doméstica israelí", agrega.
Luego, en el tribunal militar, "la principal prueba contra los niños es, en casi todos los casos, la confesión extraída durante un interrogatorio coercitivo", asegura la organización.
"Dada su falta de fe en el sistema y el potencial de penas mayores, aproximadamente un 95% de los juicios acaban con el niño declarándose culpable, cometiera o no el delito", precisa.
Cada año, unos 700 de los 9.000 palestinos juzgados en los dos tribunales militares israelíes en Cisjordania son menores, según datos de la ONG.
En 2008, la pena más imputada a menores palestinos en esas cortes fue el lanzamiento de piedras (26,7 por ciento de los casos), que puede suponer hasta veinte años de encarcelamiento, recalca Defence for Children International.
Efe no ha podido obtener a tiempo una respuesta del Ejército israelí, que está investigando el informe.
Uno de sus portavoces señaló, no obstante, que toda eventual tortura y maltrato efectuadas por las tropas "iría contra los valores del Ejército" y recalcó que anteriores investigaciones internas han echado por tierra acusaciones similares.