Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Obispos argentinos se oponen a la ley de reproducción asistida, "no éticamente aceptable", y piden promover la adopción

Los obispos argentinos han mostrado su oposición al proyecto de ley sobre "técnicas de reproducción humana asistida" que se está debatiendo en la Cámara de Diputados argentina y advierten de que "no todo lo técnicamente posible es éticamente aceptable".
Así lo indican en una declaración emitida por la Comisión Ejecutiva de la Conferencia Episcopal Argentina en la que piden al gobierno que, en su lugar, promueva la adopción.
Los prelados denuncian que este proyecto "propone legalizar el descarte de embriones, la discriminación entre embriones, la destrucción obligatoria y utilización de embriones para investigación, entre otras manipulaciones de la vida concebida".
Asimismo, consideran que también genera problemas jurídicos en los que se puede ver afectado el derecho a la identidad de los niños concebidos por estas técnicas.
Todo ello, según añaden, constituye lo que el Papa Francisco llama "la cultura del descarte" que considera al ser humano en sí mismo "como un bien de consumo que se puede usar y luego tirar".
En cualquier caso, comprenden "los problemas que rodean a las situaciones de infertilidad y esterilidad" y, por ello, instan a buscar soluciones que procuren remediar sus causas y piden un "acompañamiento interdisciplinario" a estas personas, a las que expresan su "cercanía".
Por ello, recuerdan al Estado que "no se puede retirar de su función de proteger la vida" ni "ceder un campo tan crucial como el de la procreación humana a intereses biotecnológicos que terminan convirtiendo al ser humano en un objeto". A su juicio, este tema debe abordarse de manera "integral" incluyendo "una prioritaria promoción" de "la adopción".