Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Once muertos como consecuencia de los incendios en 2009

Once personas, ocho de ellas que realizaban tareas de extinción, han muerto como consecuencia de los incendios forestales ocurridos en lo que va de año, incluyendo los bomberos fallecidos en Horta de Sant Joan (Tarragona) y su compañero, muerto este viernes tras cuatro días en estado crítico.
Los dos últimos fallecidos han sido un miembro de un retén que trabajaba en la extinción del incendio de Arenas de San Pedro y un vecino de la zona de 63 años que intentó apagar las llamas por sus propios medios.
El pasado 22 de junio los dos ocupantes de un helicóptero que colaboraba con los Bomberos de la Generalitat murieron al sufrir un accidente en Mollet del Vallés (Barcelona), cuando cargaba agua para sofocar un pequeño incendio registrado en la zona.
Un vecino de Guissona (Lleida), de 87, murió al quedar atrapado por el fuego en vecina localidad de Agramunt. 
Un bombero, conductor de una motobomba, ha fallecido en un accidente de tráfico cuando se dirigía a uno de los incendios que se declararon en la provincia de Teruel.
El incendio más trágico registrado en España durante los últimos veinte años tuvo lugar en el municipio de Riba de Saelices (Guadalajara) el 17 de julio de 2005.
Once personas (dos agentes medioambientales y nueve miembros de retenes) fallecieron mientras trabajaban en las tareas de extinción de un incendio originado por una barbacoa mal apagada. Las llamas devastaron 11.313 hectáreas durante los cinco días que tardó en ser sofocado.
Por número de víctimas anuales, el año más trágico fue 1994, cuando el fuego se cobró la vida de 30 personas, 22 de las cuales fallecieron mientras colaboraban en las tareas de extinción y 8 al verse sorprendidas por el fuego.
Durante 2009, al menos se han registrado en España 8.429 incendios forestales (3.639 mayores de una hectárea y 4.790 menores de una hectárea), según los últimos datos del Ministerio de Medio Ambiente a fecha de 5 de julio.