Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PSOE teme que la Ley de Seguridad Ciudadana suponga un cambio en la política de lucha contra la droga en España

La portavoz socialista en la Comisión Mixta (Congreso-Senado) para el Estudio del Problema de las Drogas, Puerto Gallego, ha mostrado su preocupación por el anteproyecto de Ley sobre Seguridad Ciudadana y teme que "suponga un cambio en el enfoque equilibrado e integral en la política de lucha contra la droga en España.
Por ello, ha solicitado la comparecencia en dicha Comisión Mixta, del Delegado del Gobierno sobre el Plan Nacional Sobre Drogas, para que informe sobre el citado anteproyecto.
A su juicio, éste supone el endurecimiento de las sanciones por tenencia y consumo de drogas, suprimiendo la finalidad reeducadora de las sanciones y evitando toda posibilidad de suspensión de la sanción por sumisión al tratamiento rehabilitador.
En relación al tratamiento, la portavoz socialista ha señalado que en el anteproyecto del gobierno desaparece la posibilidad de sustituir la sanción por tenencia o consumo de drogas en la vía pública por un tratamiento de desintoxicación.
"El Grupo Socialista muestra su sorpresa y su profundo desacuerdo por el contenido de este anteproyecto, dado que actualmente la legislación española, en coherencia con el reconocimiento de la adicción como enfermedad, no penaliza el consumo privado de sustancias ilegales y se tiende a minimizar la oferta de droga y a aumentar la oferta terapéutica alternativa al consumo", afirma la diputada.
Por ello, recuerda al Gobierno que la política de lucha contra la droga en España, gracias al Plan Nacional sobre Drogas, está basada en el consenso social y, a su juicio, "ha resultado ser un referente internacional".
Además, ha señalado que este anteproyecto "llega en un momento en el en el ámbito internacional se están cambiando las políticas sobre drogas, consideradas como un problema de salud pública con un abordaje integral del mismo y con la necesidad de poner en la agenda la política de drogas".