Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Papa pide distinguir entre Dios y los falsos profetas al reanudar las misas matutinas de Santa Marta

El Papa Francisco ha reanudado este martes la celebración de la Misa matutina en la capilla de la Casa de Santa Marta tras las fiestas navideñas con un llamamiento a los cristianos para que vigilen su corazón con el objetivo de saber distinguir lo que viene de Dios y lo que viene de los falsos profetas.
En este sentido, ha asegurado que el camino de Jesús es el del servicio y la humildad. "Un camino que todos los cristianos están llamados a seguir", ha señalado, según informa Radio Vaticano.
El Pontífice, que ha partido de la exhortación del apóstol Juan "permanezcan en el Señor", ha recordado que no hay que dar fe a todo espíritu, sino poner "a prueba a los espíritus". Es necesario, según ha asegurado el Santo Padre, saber "discernir los espíritus", discernir si una cosa hace permanecer en el Señor o aleja de Él". "Nuestro corazón -- ha añadido-- siempre tiene deseos, tiene ganas, tiene pensamientos". Por ello, ha exhortado a "poner a la prueba" lo que piensan y desean.
Así, el Papa ha explicado que el criterio para saber distinguir si una cosa viene de Cristo o del anticristo es "simple". "Cada espíritu que reconoce a Jesucristo, venido en la carne, es de Dios. Cada espíritu que no reconoce a Jesús no es de Dios: es el espíritu del anticristo", ha añadido, al tiempo que ha precisado que esto significa "reconocer el camino de Jesucristo", reconocer que Él, "siendo Dios, se ha abajado, se ha humillado" hasta la "muerte de cruz".
En definitiva, ha señalado que el camino de Jesucristo es el "abajamiento, la humildad, la humillación también". Finalmente, el Pontífice ha invitado a poner a prueba todos los pensamientos. "¿Yo pongo a prueba lo que pienso, lo que quiero, lo que deseo? --se ha preguntado-- ¿O tomo todo?".