Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Papa regresa a Roma después de su viaje a México

El Papa Francisco ha regresado a Roma después de su viaje de 6 días a México, donde clamó en favor de los inmigrantes al visitar la valla fronteriza que separa Ciudad Juárez (México) y El Paso (Estados Unidos), se reunió con presos de una de las cárceles más peligrosas del país y arremetió contra la corrupción y el narcotráfico.
Su llegada a México estuvo precedida por un encuentro histórico en Cuba con el Patriarca Kirill de Moscú casi 1000 años de distanciamiento con la Iglesia católica.
El avión en el que viajaba el Papa, un Boeing 787-8, aterrizó en el aeropuerto de Fiumicino este jueves, 18 de febrero, a las 15.10 hora local tras más de 13 horas de vuelo en el que como es tradicional, el pontífice envió un telegrama a las autoridades de los países que sobrevolaba y ofreció una entrevista a los periodistas que viajaban a bordo.
Como tiene por costumbre Francisco tras sus visitas internacionales, después de aterrizar se ha dirigido a la basílica de Santa María la Mayor de Roma para dar gracias a la Virgen por su viaje.
En sus discursos y homilías el Papa ha arremetido contra la violencia la violencia, la injusticia y la opresión al tiempo que ha recordado la necesidad de conversión y misericordia. Asimismo, ha lamentado la tragedia humana de la migración forzada de la que México es testigo y ha lanzad duras críticas contra la lacra del narcotráfico.