Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Proyectan una película porno en una céntrica calle de un municipio argentino

Vídeo porno en una calle argentinaYoutube

En el municipio argentino de San Martín proyectan películas gratis para las familias en las pantallas de una de las calles principales.  Los habitantes de la localidad esperaban que se proyectase una película para ver en familia, pero lo que vieron fue algo muy distinto: una película porno. Por el momento, aún se desconocen las causas por las que no se puso la película que estaba prevista.

Eran las siete y media de la tarde cuando, en una céntrica calle del municipio de San Martín (Argentina), se proyectó una película pornográfica.  Desde hace cinco años en las pantallas de LED existentes en esa calle, se proyectan gratis y en abierto partidos de fútbol, obras de difusión cultural y películas para jóvenes. El incidente se produjo en el momento en el que había una mayor presencia de familias con niños, según recoge el diario ‘Clarín’.
Las autoridades desconocen si esto se ha debido a un error humano o un sabotaje. Las explicaciones son poco conclusivas. Los responsables de la Comuna –similar a una junta de distrito- se han excusado argumentado que “personas inescrupulosas habrían realizado un atentado informático en la PC que ejecuta películas en el Paseo de la Patria, ocasionando la proyección de material ajeno a la filmografía que dispone la comuna”. Por su parte el alcalde de la localidad, Jorge Jiménez,  confiesa que se enteró de lo ocurrido por un vecino pero desconoce nada más.  “Hemos pasado un muy mal momento, es una vergüenza, pedimos disculpas. Alguien lo hizo con muy mala intención”, llegó a afirmar.
El encargado de poner la película dice haber dejado la sala para acompañar a su madre que se iba de viaje. Tuvieron que pasar 10 minutos hasta que otra persona llegase al lugar para detener la proyección.  Lo que se produjo en ese lapso de tiempo es todo un misterio. Las autoridades locales ya han abierto una investigación para esclarecer lo ocurrido.