Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Permanece activo el incendio de O Barco (Ourense), con unas 800 hectáreas calcinadas

Controlados en Ourense y Lugo los fuegos de San Xoán de Río, Friol, Navia de Suarna y Ribas de Sil, que suman 460 hectáreas calcinadas
Efectivos de extinción intentan controlar el fuego registrado este viernes en O Barco (Ourense), que obligó a desalojar las viviendas de vecinos de varios núcleos de población del municipio y que ha arrasado, según estimaciones provisionales, unas 800 hectáreas, lo que lo convierte en un gran incendio forestal (GIF).
Lo ha confirmado la Consellería de Medio Rural e do Mar, cuya titular, Rosa Quintana, se ha trasladado a la zona. El departamento autonómico mantiene el 'Nivel 1' de alerta como medida preventiva en este incendio. Debido al humo que provocó fue preciso evacuar en la tarde de la pasada jornada a los vecinos de las aldeas de Raxoá e Millarouso.
En los trabajos de control de este incendio participan dos técnicos, ocho agentes forestales, 24 brigadas, nueve motobombas, una pala, seis helicópteros, 11 aviones y efectivos de la Unidad Militar de Emergencia (UME).
También en Ourense, el fuego registrado en San Xoán de Río, en la parroquia de Cabanas, quedó controlado a las 21.00 horas y la superficie afectada, según estima el Gobierno gallego, es de 75 hectáreas, de las cuales 15 son arboladas y 60 de superficie rasa.
En su control trabajan dos agentes forestales, 9 brigadas, un grumir, cuatro motobombas, dos helicópteros y ocho aviones.
PROVINCIA DE LUGO
Por otra parte, el fuego registrado en el ayuntamiento lucense de Friol, en la parroquia Trasmonte, empezó a las 15.12 horas de este viernes y quedó controlado a las 2.15 horas de la madrugada.
Las primeras estimaciones provisionales apuntan que la superficie afectada es de 150 hectáreas, de las cuales 50 son arboladas y 100 de monte raso. Trabajan en su extinción nueve agentes forestales, 29 brigadas, 17 motobombas, dos palas, cinco helicópteros y siete aviones.
En la parroquia de Ribeira, en Navia de Suarna, se inició a las 15.49 horas un fuego que entró procedente de Asturias y que fue controlado a las 3.20 horas de la madrugada. La superficie calcinada en territorio gallego está en torno a las 120 hectáreas, de las cuales 20 son arboladas y 100 rasas. Trabajan en la zona un técnico, seis agentes forestales, 19 brigadas, 10 mototombas, una pala y un helicóptero.
Asimismo, el fuego registrado en Ribas de Sil, parroquia de Peites, empezó a las 16.09 horas y quedó controlado a las 1.30 horas. Las primeras estimaciones sitúan la superficie quemada en 115 hectáreas, de las cuales 35 son arboladas y 80 de monte raso. En la extinción participan un técnico, cinco agentes forestales, 20 brigadas, ocho motobombas, dos palas y tres aviones.