Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Permanece ingresado uno de los cuatro menores que ingirieron pastillas en un colegio de Granada

Uno de los cuatro alumnos del primer curso de Primaria del CEIP 'Nuestra Señora del Carmen' de Dúrcal (Granada) que ingirieron unas pastillas repartidas por un escolar este pasado jueves, que aparentemente eran de su abuelo y para problemas de corazón, permanece ingresado en el hospital a la espera de que los niveles de toxicidad bajen al nivel aceptable.
Según han informado este domingo fuentes sanitarias a Europa Press, el menor sigue ingresado en planta y su estado de salud es bueno, aunque hasta este lunes no sabrán si le darán el alta. Cabe recordar que los tres menores restantes fueron ya dados de alta una vez bajaron los niveles de toxicidad.
Fuentes de la Delegación de Educación de la Junta en Granada explicaron este sábado que fue el pasado jueves día 12 cuando un alumno de dicho curso comenzó a vomitar tras el recreo, al parecer tras la ingestión de las referidas pastillas. La profesora lo atendió e hizo averiguaciones sobre qué había ocurrido.
Tras ser advertida la dirección del colegio de este suceso, se llamó al centro de salud de la localidad para informarles de lo ocurrido y del nombre de las pastillas. Asimismo, desde el centro de salud advirtieron de la importancia de acudir al hospital para realizar una observación de los niños y, en su caso, un lavado de estómago.
La dirección avisó a los padres, quienes trasladaron a sus hijos a diversos centros hospitalarios de Granada. Los facultativos tomaron las medidas oportunas, dejando a los niños en observación y midiendo los niveles de toxicidad.
En este sentido, la dirección del centro y la tutora visitaron este pasado jueves por la noche a los alumnos afectados en los diversos centros hospitalarios. Asimismo, en la mañana de este viernes, la dirección del centro reunió a todos los padres y madres del curso para informarles puntualmente de lo acontecido.
Por último, desde la Delegación de Educación reiteraron que "la dirección del centro ha actuado correctamente y con la premura necesaria" en todo momento, protegiendo la salud de los niños y evitando males mayores, así como los padres y madres han sido "debida y verazmente informados" de lo acontecido en el centro.