Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Planificar el viaje, revisar el coche y mayor precaución, claves para evitar accidentes

Evitar accidentes en la carretera en días de temporal se pueden evitar informándose antes del estado de las vías y de las condiciones meteorológicas, revisando correctamente el coche y conduciendo con más precaución de lo habitual, según ha señalado el RACE.
El club ha alertado de que, durante el fin de semana se han registrado varios golpes por alcance en pocas horas, un accidente muy común cuando se circula con nieve o hielo y la calzada está deslizante. Esta situación supone un factor de riesgo para la conduccion, provocando la perdida de control del vehículo, patinazos ante frenadas o falta de adherencia.
Para reducir los riesgos de sufrir un incidente por las condiciones climatológicas, el RACE recomienda a los conductores, planificar el viaje, revisar la puesta a punto del vehículo, informarse del estado del tráfico antes de salir y hacer uso de los sistemas de retención, entre otros consejos.
Más concretamente, los expertos apuntan que hay que comprobar los niveles de líquidos, con especial atención al anticongelante. Además, con temporal es importante un perfecto estado de frenos, dirección y batería, así como el dibujo de los neumáticos. También recomienda revisar las escobillas, ya que en caso de nieve, hielo o lluvia sufrirá el efecto 'spray' de los vehículos que circulan delante.
RACE también recuerda que no hay que olvidar las cadenas o los neumáticos de invierno si se va a circular por zonas montañosas o con riesgo de nieve, así como el resto de elementos necesarios en caso de avería: triángulo de emergencia, chaleco reflectante, gato, correas, herramientas y juegos de luces con fusibles de repuesto. Es recomendable también llevar una manta ante la posibilidad de quedarse retenido por nieve, según ha indicado el club.
Otro punto importante para los expertos, como precaución, es que el conductor no se ponga horas de llegada, ni intente recuperar el tiempo tras una retención: cuando se piensa que el trafico se restablece, pueden aparecer un nuevo atasco, y una distracción puede provocar colisiones por alcance, sobre todo si la vía esta helada o con nieve.
DURANTE EL VIAJE
Los expertos también advierten de que, si la vía brilla, es que puede haber hielo. Por eso recomienda evitar zonas sombrías (zonas arboladas en los laterales de la carretera) y tener en cuenta que a primera hora puede existir hielo.
También pide adecuar en todo momento la velocidad a la zona de visibilidad y a la adherencia del suelo; aumentar las paradas en viajes largos; así como hacer estiramientos e hidratarse, porque, según han indicado, la conducción invernal aumenta la fatiga y reduce la capacidad de conducción, aumentando el riesgo.
Finalmente, señala la aplicación de las costumbres que un conductor debe tener siempre al volante, independientemente de la situación, como no consumir alcohol, respetar las normas, usar los sistemas de retención y mantener la distancia de seguridad.