Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El director de la RAE reivindica el español como instrumento de comunicación, entendimiento y recreo

El director de la Real Academia de la Lengua Española (RAE), Darío Villanueva, ha reivindicado este jueves en Valladolid el uso del idioma castellano o español como "instrumento de comunicación, de entendimiento y de recreo", una lengua que, según ha rememorado, supo unir en el siglo XIX los lazos políticos que se habían roto entre España y las colonias americanas para siempre.
Esta ha sido la principal reflexión de Darío Villanueva en su discurso tras recibir en nombre de la RAE la Medalla de Oro de las Cortes de Castilla y León en reconocimiento a la "constante dedicación" y "valiosa aportación" de esta institución a la defensa de la unidad de la lengua española y a la contribución a su esplendor".
Darío Villanueva ha situado la universalización de la lengua castellana o española en ese siglo XIX con la independencia precisamente de las colonias americanas ya que, según ha constatado, en la época de la colonia el uso del español era reducido y no superaba el 20 por ciento. A su juicio, el "momento trascendental" de la lengua española fue cuando las distintas repúblicas americanas decidieron configurar sus estados, sus fronteras y sus estructuras administrativas y, para fortalecer su nacionalidad, apostaron por el castellano como vehículo de comunicación y de cohesión.
Según ha relatado, en ese siglo XIX se decidió favorecer la comunicación de España con las nuevas repúblicas independientes para hacer del español una lengua unida de comunicación y de eficacia, un objetivo que se plasmó en el reglamento de algunas academias de la lengua en ese espíritu de un idioma que nació en un terreno puntual de la Romania y que se ha extendido y ha creado un "clima de comprensión" entre gente de muchas procedencias y de muy diversos pensamientos por cuya supervivencia en el tiempo trabaja la RAE.
"Los lazos políticos que había entre España y las colonias americanas se ha roto para siempre. De la tradición histórica puede en rigor prescindirse, ha cabido por desdicha la hostilidad hasta el odio entre España y la América que fue española pero una misma lengua hablamos de la cual, si en tiempo aciagos que ha pasaron usamos hasta para maldecirnos, hoy hemos de emplearla para nuestra común inteligencia, aprovechamiento y recreo", ha leído Villanueva de un pasaje de la primera academia colombiana.
Esa apuesta por la lengua como instrumento de comunicación permitió que el español sea hoy la segunda más utilizada en el mundo, la tercera en Internet y, "probablemente", la segunda en las comunicaciones económicas, ha significado Darío Villanueva, quien ha destacado también la relevancia del español en el número de estudiantes procedentes de otros idiomas a la que ha contribuido Castilla y León a través de sus "poderosas" estructuras universitarias y de otras iniciativas no oficiales exclusivamente.
En este punto, ha destacado los resultados de la colaboración entre la RAE y la comunidad autónoma de Castilla y León por un buen entendimiento que se ha plasmado en una colaboración efectiva a través del Instituto Castellanoleonés de la Lengua que ha permitido aprovechar espacios singulares de la Comunidad para reunir a la Asociación de Academias de la Lengua Española.
En un discurso de unos diez minutos cargado de referencias históricas, el director de la RAE ha recordado también el nacimiento del idioma castellano como resultado de la fragmentación lingüística tras la desaparición del Imperio Romano, "especialmente fecunda" en la Península Ibérica donde el latín derivó en un romance oriental, el catalán; en un romance occidental, el gallego, y en un romance castellano en el centro, "una lengua con singularidades que creció y creció y llegó a convertirse en el idioma ecuménico que hoy es" en la que castellano y español son ya conceptos "homogéneos y sinónimos".
Acompañado por los académicos salmantinos José Antonio Pascual y Francisco Rodríguez Adrados, el director de la RAE ha expresado el agradecimiento de la institución al recibir la Medalla de las Cortes de Castilla y León en lo que ha considerado un homenaje de todo el pueblo castellanoleonés a una institución que nació hace 303 años para favorecer la unidad, el prestigio y el buen uso de una lengua que comparten 500 millones de personas.