Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Renfe alega que la alerta del maquinista antes del accidente de Angrois no se trató en los canales oficiales

Sostiene que el maquinista que alertó del tramo también dijo en otras comunicaciones que cumplía la normativa y recibían formación
La documentación recogida en el informe remitido este martes al juzgado por Renfe en relación a la alerta de seguridad realizada por el maquinista jefe de Orense sobre la curva de A Grandeira 18 meses antes del accidente de Angrois señala que esta información no se planteó "en ninguno de los canales oficiales" sobre seguridad de la operadora.
Así lo han confirmado a Europa Press fuentes de Renfe en relación al informe que la operadora ha remitido al juzgado de Santiago a mediodía de este martes a petición del juez Luis Aláez.
El magistrado que instruye la causa por el accidente de Angrois había solicitado a Renfe toda la documentación relativa a un informe enviado por el maquinista jefe de Orense en diciembre de 2011 en el que alertaba de un cambio "brusco" de velocidad y de la deficiente señalización en el tramo en el que se produjo el descarrilamiento en julio de 2013.
En la documentación aportada, Renfe alega ante el juez que el contenido de esta documentación --incorporada a la causa por la defensa del único imputado, el maquinista-- "no se planteó en ninguno de los canales oficiales" que la operadora tiene para abordar cuestiones concretas de seguridad y, si procede, dar traslado de las mismas a otras instancias.
No obstante, el Sindicato de Maquinistas tiene constancia de que la información sí se analizó en al menos tres reuniones en Renfe, encuentros convocados para hablar de cuestiones relativas a los materiales y la maquinaria, sin implicaciones directas en materia de seguridad.
CUMPLÍA LA NORMATIVA
Entre la documentación aportada por Renfe al juzgado figuran asimismo otras comunicaciones entre el maquinista jefe de Orense y su superior inmediato, José Luis Rodríguez Vilariño, en las que el primero afirma que la señalización de este tramo "cumplía con la normativa vigente".
Además, Renfe aporta documentación relativa a la formación realizada a su personal, en la que se "hacía hincapié" en las "características de la línea" en la zona de la curva de A Grandeira para "reforzar la seguridad".