Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rojas Marcos previene sobre el deterioro prematuro de la memoria en un ensayo

El psiquiatra Luis Rojas Marcos previene sobre el deterioro prematuro de la memoria y muestra su papel fundamental en el ensayo 'Eres tu memoria. Conócete a ti mismo' (Espasa), donde defiende que existen remedios eficaces para retener información.
"La memoria forma la historia de nuestra vida y configura la narrativa de nuestra autobiografía", defiende Rojas Marcos en el libro, describe las funciones principales de la memoria--grabar, guardar, evocar y borrar-- y examina los diferentes tipos, ya que desde que se estudia esta facultad mental se ha impulsado la teoría de que existen diversas memorias especializadas en retener y evocar diferentes tipos de información.
En la segunda parte, analiza el papel fundamental de la memoria en la capacidad de aprender, su creatividad y su poder para moldear e incluso reformar la información que conserva; y posteriormente, describe la capacidad para poder controlar el acceso a los datos --borrar de forma selectiva-- y el nuevo fenómeno de la memoria externa artificial que reside en Internet como la consecuencia social que acarrea el fin del olvido.
En la tercera parte, examina los fallos de la memoria --equivocaciones, bloqueos, censura, inventos--, se centra en los venenos de la memoria y enfermedades que la debilitan y finalmente, los trastornos cerebrales que la destruyen y examina las diferencias entre el deterioro leve de las facultades intelectuales y la demencia de Alzheimer.
Rojas Marcos se dedica a la medicina, psiquiatría y la salud pública; en los años 70 investigó los efectos de la barrera del lenguaje en inmigrantes enfermos mentales que tenían dificultad para expresarse en lengua inglesa y posteriormente, en 2005 fue nombrado miembro del Consejo de Medicina del Estado de Nueva York, donde emigró para especializarse en Psiquiatría en la Universidad de Nueva York y en el Hospital de NY.