Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Servicio Murciano de Salud pone en marcha un protocolo de asistencia frente a casos sospechosos de Ébola

El Servicio Murciano de Salud (SMS), a través de la Dirección General de Asistencia Sanitaria, ha activado el protocolo de asistencia ante casos sospechosos de Enfermedad por Virus Ébola (EVE) como consecuencia del brote notificado por el Ministerio de Sanidad de Guinea Conakry el pasado mes de abril a la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la declaración, los primeros días de agosto, de que el brote de Ébola en África Occidental constituía una emergencia de salud pública de importancia internacional.
De este modo, la Comunidad se suma a las recomendaciones elaboradas por el Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, dependiente del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y, para ello, durante estos días se ha redactado y difundido en las nueve Áreas de Salud del Mapa Sanitario Regional un protocolo de asistencia a personas con sospecha de presentar esta patología.
La directora general de Asistencia Sanitaria del SMS, Rosa María Ramos, indicó que "cuando se atienda a pacientes que presenten un cuadro propio de EVE se activará un dispositivo asistencial para minimizar los riesgos de exposición, y el paciente será trasladado al Hospital General Universitario Virgen de la Arrixaca".
Desde el SMS también se ha adquirido material como batas impermeables, calzado de plástico media pierna, gafas de protección con sujeción elástica y mascarillas ffp2 para adoptar medidas preventivas y garantizar la seguridad del personal sanitario ante la sospecha de un posible caso de EVE.
Asimismo, tal y como se consensuó con el Ministerio, se ha habilitado una ambulancia debidamente equipada y exclusivamente destinada para el traslado de posibles pacientes, según han informado fuentes del Gobierno regional en un comunicado.
Por otro lado, los centros sanitarios de las nueve Áreas de Salud del Mapa Sanitario Regional están trabajando en la organización y diseño de circuitos internos.
Ramos recordó que, según el Ministerio, "el riesgo para ciudadanos residentes en España se considera muy bajo aunque nuestra obligación y deber como responsables de la Sanidad regional es estar preparados para la detección precoz de potenciales pacientes con EVE y poder aplicar de forma inmediata las medidas preventivas y asistenciales adecuadas".
La directora general lanzó un mensaje de tranquilidad a la población, ya que "hasta el momento no se ha detectado ningún paciente en nuestra Comunidad y ésta es una medida preventiva al igual que otras muchas que se toman con frecuencia desde las instituciones sanitarias para velar por la seguridad de los ciudadanos".
Y es que, la Enfermedad por Virus Ébola (EVE) es una fiebre hemorrágica que se transmite por contacto directo con sangre, secreciones u otros fluidos corporales de un paciente enfermo y sintomático. Los pacientes asintomáticos no transmiten el EVE.