Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Qué pasa con los neumáticos desechados en España?

Este el cementerio de neumáticos de Castellanos de Villiquera, en Salamanca, uno de los muchos que hay en nuestro país se acumulan miles. En 2006 cambió la normativa y desde entonces es obligatorio dar salida a los neumáticos esechados, que son unas 300.000 toneladas cada año en España. Todos pagamos una ecotasa con la compra de un neumático nuevo para dar un destino sostenible al viejo.  En los talleres guardan los que sustituyen y periódicamente se recogen para trasladarlos hasta las plantas de clasificación, una parte podrán ser recauchutados y reutilizados, pero el resto deberá reciclarse. Se destinará a obra civil, cesped artificial o como combustible en cementeras. El problema es la acumulación de las décadas anteriores. La Unión Europea ha pedido al gobierno español que busque una salida para todos esos lugares que llevan años apilando toneladas de neumáticos.