Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Sínodo manda un mensaje de "aliento y estima" a las familias "amenazadas de exterminio por el fanatismo islámico"

Los padres sinodales han aprobado enviar un mensaje de "aliento y estima" a las familias de Irak "amenazadas de exterminio por el fanatismo islámico y obligadas a huir para no renunciar a su fe", según ha informado el portavoz de la Santa Sede, padre Federico Lombardi.
Lombardi ha explicado que esta propuesta ha sido aprobada por mayoría. Además, durante el Sínodo se ha hecho una segunda propuesta referida a la necesidad de incluir en la reflexión a los sacerdotes casados de las Iglesias orientales que, a menudo, también viven "crisis familiares" que pueden desembocar en la solicitud de divorcio.
Por otro lado, Lombardi ha puesto de manifiesto que el Papa ha convocado a los seis patriarcas orientales después de conocer el secuestro en Siria de un párroco y veinte cristianos. En este sentido, ha señalado que el Pontífice ha dispuesto que los seis patriarcas estén presentes en el próximo Consistorio para causas de canonización y beatificación de algunos santos, previsto para el próximo 20 de octubre y que "ampliará su contenido y pasará a convertirse en un consistorio en el que los cardenales hablarán sobre la situación en Oriente Medio".
El contenido de base para estas reuniones serán las conclusiones del encuentro que tuvo lugar en el Vaticano del 2 a 4 de octubre de 2014 entre nuncios o representantes diplomáticos de la Santa Sede y altos cargos de la Curia Romana en el que se analizó la crisis en Oriente Medio, el terrorismo yihadista y la situación de los cristianos y otras minorías religiosas en la zona.
Este anuncio se produce después de que la agencia de noticias católica Fides, que cita al obispo Georges Abou Khazen, vicario apostólico de Alepo, informara de que un párroco y alrededor de 20 cristianos han sido secuestrados en una localidad siria próxima a la frontera con Turquía.
"Desgraciadamente, tengo que confirmar las noticias del secuestro del padre Hanna Jallouf (...) el párrocos sirio en la localidad de Knayeh, que ha sido raptado junto con unos 20 cristianos", ha explicado. Según el obispo, el secuestro se produjo la noche del domingo al lunes.