Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una segunda oportunidad

Para algunos refugiados sirios sí existe una segunda oportunidad. Lo vimos esta semana con el caso de Youssef Abu Alhassan, el joven sobresaliente que finalmente logró una beca que educación le denegaba. Otro prometedor joven que vive en Sevilla, ve con espanto la situación de sus compatriotas en Turquía o en Grecia. En agredecimiento a la ayuda recibida, ahora piensa en dar calses gratuitas de árabe, inglés o matermáticas. "He pensado hacer algo bueno para devolver la ayuda", dice con agradecimiento.