Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Técnicos de Hacienda apelan al asesoramiento para evitar casos como el de la jubilada multada por clases de manualidades

El Sindicato de Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha) han hecho hincapié en la importancia que tiene el asesoramiento para evitar casos como el de una profesora jubilada que ha sido sancionada por Hacienda por dar clases de manualidades en la Universidad Popular de Ossa de Montiel (Albacete).
En declaraciones a Europa Press, el presidente de los Técnicos de Hacienda (Gestha), Carlos Cruzado, ha explicado que, para evitar este tipo de situaciones, "lo primero que habría que hacer es asesorarse", al tiempo que ha reconocido que "los pequeños contribuyentes tienen dificultades para acceder a servicios de asesoramiento fiscal" lo que "provoca el desconocimiento".
En el caso concreto de la mujer sancionada con casi 24.000 euros por dar clases de manualidades en su localidad, en la Universidad Popular de Ossa de Montiel (Albacete), en el año 2009, Cruzado ha precisado que hay que dilucidar si se trata de un tema de incompatibilidades o un asunto tributario.
"Puede ser un tema tributario si tuviera una pensión que no estuviera obligada de declarar pero, al tener dos pagadores, ya debe declarar. Si fuera una sanción de incompatibilidades --parece ser que por clases pasivas-- es otro problema y tiene que otro enfoque que no tiene nada que ver con los asuntos tributarios", ha puntualizado.
En cualquier caso, Cruzado ha señalado que tanto trabajadores y pensionistas están controlados como contribuyentes, y ha destacado el descenso de delitos fiscales en los últimos años, al pasar de alrededor de 1.000 en 2011 a cerca de 300 en 2014, según los últimos datos disponibles.