Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los Veintiocho se comprometen a ratificar cuanto antes el Acuerdo del Clima de París

Los Veintiocho se han comprometido a iniciar a nivel nacional los pasos necesarios con el objetivo de ratificar cuanto antes el acuerdo de París, al mismo tiempo que han instado a las instituciones de la Unión Europea a hacer lo mismo, aprovechando el "creciente impulso internacional" a favor de una rápida entrada en vigor del mismo.
"El Consejo da cuenta del creciente impulso internacional a favor de la pronta entrada en vigor al acuerdo de París y llama a la ratificación del Acuerdo por parte de la UE y de los Estados miembros lo antes posible", dispone el texto de conclusiones aprobado este lunes por los socios comunitarios en el Consejo de Medio Ambiente de la UE.
De la misma forma, el documento pide a los Estados miembros y la la UE a comenzar a tomar los pasos "necesarios" para finalizar sus procedimientos de ratificación de acuerdo con sus marcos constitucionales y ha esforzarse para depositar los instrumentos de ratificación de forma colectiva ante el secretario general de Naciones Unidas.
Así, los socios del bloque comunitario han dado la bienvenida a la propuesta presentada por la Comisión Europea para la ratificación del acuerdo alcanzado en diciembre del año pasado, según la cual la Eurocámara tendrá que dar su consentimiento y después el Consejo deberá nombrar a las personas que depositen los instrumentos de ratificación en nombre de la UE.
De forma paralela, los Estados miembros deben cumplir con sus procedimientos nacionales para ratificar el pacto por el Clima. El Ejecutivo comunitario pidió, no obstante, que se aceleraran los mismos para que la UE y los países de la UE puedan presentar estos instrumentos de forma simultánea.
En este sentido, los socios comunitarios han recordad su compromiso para adoptar de forma prioritaria el marco regulatorio establecido en 2014, incluyendo el objetivo vinculante de reducir para 2030 las emisiones domésticas de gases de efecto invernadero en un 40% comparado con 1990.
Además, han calificado como "histórico" el objetivo legalmente vinculante alcanzado en París para mantener el crecimiento de la temperatura global por debajo de los 2 grados centígrados y de "perseguir esfuerzos" para mantenerlo por debajo de los 1,5 grados centígrados.