Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La flota atunera española y WWF presentan a la ONU un proyecto para mejorar la pesquería sostenible de túnidos

La flota atunera española ha presentado una proyecto a la Organización de Naciones Unidas (ONU) con la intención de mejorar la pesquería sostenible de túnidos y lograr un estándar mundial para esta especie.
La iniciativa ha partido de la Organización de Productores Asociados de Grandes Atuneros Congeladores (OPAGAC), una organización que agrupa a 40 buques cerqueros de atún españoles que firmó un acuerdo de colaboración a principios de este año con WWF para desarrollar esta iniciativa.
El proyecto propone parte de las medidas que ya han adoptado de forma unilateral los buques que integran OPAGAC en este sentido y que suman ya una inversión de más de dos millones de euros.
La iniciativa se presenta este miércoles en la sede de la ONU, en el marco de la Conferencia de Revisión del Acuerdo de Nueva York sobre pesca de especies altamente migratorias y stocks compartidos.
El modelo de mejora que proponen ha sido bautizado como Fishery Improvement Project (FIP) y se basa en tres puntos, que son la mejora de la gestión de las Organizaciones Regionales de Pesca (ORP); la adopción de medidas concretas en la práctica del arte de cerco atunero que asegure la sostenibilidad de los túnidos tropicales y lograr rebajar el impacto de este arte de pesca en el ecosistema.
Además, propone la mejora de la gobernabilidad desde los países costeros y medidas para luchar contra la pesca ilegal. Durante el desarrollo del proyecto espera llegar a una inversión de hasta cinco millones de euros.
La OPAGAC representa a más de 40 buques cerqueros y suman una producción de 300.000 toneladas anuales (el 6 por ciento de las capturas mundiales) en operaciones realizadas en los océanos Atlántico, Índico y Pacífico Occidental y Oriental.
El Plan de Acción del FIP ha realizado hasta la fecha proyectos de investigación y desarrollo de dispositivos de agregación de peces (FAD) no enmallantes, para sustituir los antiguos, la preparación e incorporación de más de 50 observadores a bordo, la formación de más de 350 tripulantes y la verificación de todos los cambios que requieren a bordo la adopción de estas medidas, por parte de AZTI, centro tecnológico experto en innovación marina y alimentación, perteneciente a la corporación Tecnalia.
Según destaca la OPAGAC, los resultados obtenidos hasta la fecha en los proyectos de innovación de los FAD están contribuyendo "de manera decisiva a las discusiones científicas sobre este tipo de dispositivos y a la aplicación de medidas sobre gestión adecuadas a escala global en todas las Organizaciones Regionales de Pesca (ORP).