Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La no adhesión al tratamiento por EPOC y asma puede provoca un aumento de la mortalidad y morbilidad

Únicamente el 35,5 por ciento de los adultos españoles con asma o EPOC mantienen un correcto cumplimiento del tratamiento con inhaladores pero la no adhesión terapéutica es una realidad que puede anular la eficacia de los tratamientos y se asocia con un aumento de la mortalidad y morbilidad.
Así lo ha revelado el proyecto Test de Adhesión a los Inhaladores (TAI), el primer test para determinar el grado de adhesión terapéutica en el que han participado 200 sanitarios del territorio nacional junto con la colaboración de Chiesi.
Actualmente, un informe del Servicio de Neumología Hospital de la Santa Creu i Sant Pau de Barcelona ha revelado la importancia de la receta electrónica en la lucha contra el incumplimiento terapéutico.
CAUSAS DEL INCUMPLIMIENTO
La combinación de la información obtenida por el TAI y por la tarjeta electrónica incrementa la eficacia en la identificación de pacientes con baja adhesión a inhaladores.
Tras analizar el caso de 81 pacientes diagnosticados de asma y que utilizaban terapia inhalada, el 38 por ciento de los pacientes eran cumplidores según el cuestionario TAI y el 29 por ciento buenos cumplidores en la recogida de la medicación. De la suma del cumplimiento de ambas mediciones resulta un cumplimiento del 18,5 por ciento.
El incumplimiento puede ser debido a un comportamiento errático como olvidar la toma de la medicación, lo que se da frecuentemente en adolescentes, un comportamiento intencionado al no querer tomarla, o inconsciente debido al escaso conocimiento de la enfermedad o del tratamiento, lo que se da normalmente en ancianos.
La práctica totalidad (94,4 %) del incumplimiento detectado en los pacientes analizados en el estudio del Hospital de la Santa Creu i Sant Pau era de tipo errático, mientras que el 5 por ciento restante correspondía a intencionado o inconsciente.