Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El alcalde de Fuensalida dice que el caso de Jessica tendría que tener una sentencia ejemplarizante

El alcalde de Fuensalida (Toledo), Víctor Manuel Fernández, en declaraciones hoy ha Efe ha señalado que la sentencia que se dicte contra Antonio Manuel V.P., acusado de matar de múltiples puñaladas a su pareja, Jessica María S.E., de 26, en julio de 2007 debería ser "ejemplarizante" y la justicia "más ágil y eficaz". EFEtelecinco.es
El alcalde de Fuensalida (Toledo), Víctor Manuel Fernández, considera que la sentencia que se dicte contra Antonio Manuel V.P., acusado de matar de múltiples puñaladas a su pareja, Jessica María S.E., de 26, en julio de 2007 debería ser "ejemplarizante" y la justicia "más ágil y eficaz".
En declaraciones a Efe, el alcalde de la localidad donde ocurrieron los hechos hace casi dos años, entiende que si la justicia hubiera sido "un pelín más ágil y rápida, podría haber sido más eficaz".
En este sentido, el regidor dice desconocer si el tiempo transcurrido desde la fecha del asesinato -31 de julio de 2007- hasta la celebración del juicio "es normal", aunque ha dicho tener la sensación de que "si hubiera más inmediatez en la justicia, habría más efecto ejemplarizante".
En cuanto a las declaraciones que hizo el acusado el primer día de la vista oral, ha afirmado que "nada justifica lo que hizo", por lo que "buscar justificaciones está fuera de lugar", ha dicho en alusión a lo manifestado por el acusado en referencia a los brotes de esquizofrenia de la fallecida y a su infidelidad.
"Todos podemos ser infieles y eso no nos habilita para una barbaridad de estas", ha declarado el alcalde, quien sostiene que las afirmaciones del acusado obedecen a una "estrategia" para intentar reducir el grado de responsabilidad y, con ello, la pena que le sea impuesta.
En cuanto a si los hijos de la pareja, de cuatro, dos y cinco meses de edad (en el momento de los hechos), presenciaron el crimen, el alcalde ha afirmado que los informes de la Policía Local a los que tuvo acceso afirmaban que los niños sí estuvieron presentes.
También ha reiterado sus quejas hacia los servicios sociales del Gobierno regional por la tardanza en que se hicieron cargo de los menores el día de los hechos, ya que aunque el ayuntamiento les avisó de forma reiterada a partir de las seis de la tarde (hora del crimen) no acudieron hasta la medianoche.
Mientras tanto, los pequeños estuvieron en la casa de una vecina y con una concejala.