Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una anciana de 87 años salva su vida tras hacerse la muerta

La Policía Nacional detuvo a una mujer después de que esta intentase matar a su tía al no dejarle dinero. La anciana, de 87 años, se hizo pasar por muerta y los servicios médicos la ingresaron por la gravedad de las heridas. Ya tiene el alta médica, según recoge aragóndigital.es.

Los hechos ocurrieron el domingo 5 a las 19:00 en la calle Batalla de Bailén, Zaragoza, en el hogar de la anciana de 87 años. La agresora fue a la casa de su tía para pedirle dinero, pero esta se negó en rotundo ante la petición. Ante la negativa y sin mediar palabra, la sobrina agredió a su tía con gran violencia.
Primero le inyectó una sustancia para anular las posibilidades de la anciana de defenderse. Después la golpeó en reiteradas ocasiones con un martillo por la cabeza, para acto seguido asestarle varias puñaladas en el cuello.
La víctima se hizo pasar por muerta para que su sobrina dejara de agredirla, y esta robó a su tía 500 euros, varias tarjetas bancarias, joyas y otros objetos personales, los cuales ya han sido recuperados por la policía.
La anciana fue trasladada de urgencia a un centro hospitalario, y fue ingresada en observación debido a la gravedad de la agresión que había sufrido. Sin embargo la mujer ya tiene el alta médica.
A pesar de que la sobrina huyó rapidamente del lugar y cambió su aspecto, la Policía Nacional logró identificarla y detenerla en escasas horas cerca de su vivienda. La investigación ha sido llevada a cabo por agentes del Grupo de Delitos Violentos de la Brigada Regional de Policía Judicial de la Jefatura Superior de Policía de Aragón.