Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un anciano atraca un banco con una pistola de juguete porque la pensión no le da para vivir

El detenido, M.R.A. de 72 años, entró en el banco de la avenida Alcalde Miguel Castaño, de León, a cara descubierta y con su arma de juguete. En la ventanilla entregó una nota que aclaraba que se trataba de una atraco y logró salir con 5.300 euros en una bolsa. 
Poco después, tras refugiarse en un centro comercial, un vigilante de seguridad lo retuvo y avisó a la policía.
El anciano explicó en su declaración policial que su situación económica es desesperada. Con una pensión de 1.500 euros debe pagar 1.200 a la residencia de mayores donde está ingresada su mujer y el alquiler de su casa.
Ahora, este pensionista ha pasado a disposición judicial. Aún se desconocen los cargos contra él, pero probablemente sea acusado de un delito de robo con intimidación por el que le pueden caer entre dos y cinco años de prisión, sin tener en cuenta posibles atenuantes por su elevada edad. EBP