Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Más de dos años de cárcel para los acusados por aplastar a 79 lechones

Dos investigados en Almería por sacrificar 72 lechones y difundirlo en WhatsappGuardia Civil

La Fiscalía pide dos años y medio de prisión para los dos jóvenes que mataron a 79 lechones saltando sobre ellos. Ocurrió en el municipio de Huércal-Overa (Almería) el pasado mes de enero, y los acusados grabaron la situación con sus móviles para difundirlo por Whatsapp.

El Ministerio Público señala al trabajador de la finca de 19 años, como el autor material de la muerte "cruenta e injustificada" de los animales. Su  compañero de 22 años, le reprocha que no hiciera "nada por impedir esta acción" y que, además, lo grabase presuntamente con el teléfono móvil de este.
A ambos se les atribuye la supuesta comisión de delitos de daños y de maltrato de animal doméstico, por los que interesa penas de un año y de 18 meses de cárcel, respectivamente.
 
Al margen de las penas privativas de libertad, pide el pago de una multa de 12 meses a razón de 12 meses al día, y que se les inhabilite por un periodo de cuatro años para el ejercicio de profesión,  oficio o comercio que tenga que relación con animales o la propia tenencia de estos.
Según relata el escrito del fiscal, los acusados se encontraban trabajando el 7 de enero de 2016 en la explotación de la empresa Filo Porc SL, en el paraje El Rincón-Los Propios, cuando se dispusieron a trasladar lechones de apenas siete días de vida, desde donde estaban las "madres de las crías hasta sus correspondientes módulos de recría".
Sostiene que, cuando los animales estaban localizados en el pasillo de traslado, "fueron situados" por ambos y uno de ellos de "manera injustificada y cruenta", comenzó presuntamente a "abalanzarse y saltar" sobre los lechones, causando su muerte por "aplastamiento". Mientras, tal y como reprocha el Ministerio Público, su acompañante  "no hizo nada para impedir la acción de D.A.A. y lo grabó con el móvil de este, para después difundir la grabación”. Lo hizo a través de la red social Whatsapp, y es por ello que a los pocos días el dueño de la finca tuvo conciencia de lo ocurrido y alertó a los agentes quienes identificaron y localizaron a los presuntos autores.
Como consecuencia de lo ocurrido murieron un total de 79 lechones, lo que causó una pérdida económica a la explotación porcina de 4.740 euros, cuantía con la que interesa que indemnicen, solidaria y conjuntamente, al dueño de la finca.