Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un camionero mata a seis personas y hiere a doce en una carretera chilena

Un camionero que según las primeras investigaciones conducía borracho, causó anoche la muerte de seis personas y dejó heridas a otras doce en una carretera de la región chilena de O"Higgins, al suroeste de Santiago, informaron hoy fuentes policiales.
El hecho ocurrió a las 00.30 GMT de este sábado en un sector denominado El Manzano de la "ruta de la Fruta", a unos 140 kilómetros de la capital chilena, y fue protagonizado por Miguel Cerda Pacheco, de 55 años, quien se dirigía hacia el puerto de San Antonio con su vehículo cargado con 40 toneladas de maíz.
Cerda Pacheco compareció este mismo sábado ante el tribunal de garantía de la localidad de Peumo, donde el fiscal Pablo Muñoz dijo que fue imputado formalmente de seis delitos por conducción en estado de ebriedad con resultado de muerte y por dejar a doce personas con lesiones de diferente consideración, además de otro cargo por intentar fugarse y no prestar ayuda a las víctimas.
En el tribunal se indicó que el camionero presentaba una concentración de 1,13 gramos de alcohol por litro de sangre y que además había cumplido antes dos condenas: una de 41 días de prisión por causar lesiones y otra de 61 días por conducción en estado de ebriedad.
Por estos antecedentes, el camionero arriesga ahora una condena de hasta quince años de prisión, por lo cual la jueza Natasha García decretó su prisión preventiva.
La policía estableció que el camión conducido por Cerda cruzó el eje de la calzada y chocó a una furgoneta que trasladaba a nueve trabajadores de una empresa cercana, de los que tres murieron de forma instantánea y los otros seis quedaron heridos de gravedad.
El camionero no detuvo su marcha y seis kilómetros más adelante derribó una baranda de seguridad que, a su vez, golpeó a un grupo de niños, causó la muerte de una menor de 14 años, identificada como Madeleine Maldonado Vergara, y dejó a otros cuatro heridos.
El camión tampoco fue detenido en esta oportunidad y avanzó otros dos kilómetros, donde arrolló a otro grupo de personas y causó la muerte de un joven de 16 años que circulaba en bicicleta, identificado como Jesús Muñoz Sepúlveda y dejó otros dos heridos.
Los heridos fueron trasladados a hospitales de las localidades de Peumo, Las Cabras y Rancagua, pero uno de los heridos de la furgoneta falleció en el camino dijeron las autoridades policiales.
Fuentes hospitalarias, en tanto, señalaron que al menos dos de los heridos permanecen en estado crítico.
El abogado defensor del camionero, Renato Oerega, dijo tras la audiencia que Cerda se encontraba "profundamente arrepentido" de sus actos y que en el caso de la primera colisión podría haberse visto involucrado un tercer vehículo que supuestamente le habría hecho perder el control.