Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Casi 800 católicos ayudarán a 23 párrocos de zonas rurales de España durante las fiestas

Casi 800 jóvenes y adultos de toda España partirán este miércoles a zonas rurales para ayudar a los párrocos de las diferentes iglesias a visitar a ancianos y enfermos así como a proclamar el Evangelio por las calles. Se trata de un proyecto impulsado por Juventud y Familia, una iniciativa del Regnum Christi (Legionarios de Cristo) que cumple 22 años en España.
En total, 101 familias --209 adultos y 267 niños-- y 250 jóvenes han decidido dedicar esta Semana Santa a ayudar a 23 párrocos, especialmente en zonas rurales de 11 provincias --Asturias, Ávila, Albacete, Castellón, Sevilla, Palencia, Teruel, Huesca, Cáceres, Gerona y Murcia-- bajo el lema 'Misioneros de la Misericordia', en referencia al Año de la Misericordia convocado por el Papa Francisco.
Los misioneros servirán a la Iglesia en el momento litúrgico más importante del año dando testimonio de su fe por las calles y las casas, ayudando a los sacerdotes a preparar los oficios y las celebraciones, y visitando a los ancianos y enfermos.
La mayoría de los jóvenes (220) viajarán a Murcia para ayudar en ocho parroquias de Cartagena, Puerto de Mazarrón, Cabezo de Torres y Churra. A Huesca se trasladarán 18 adolescentes de 15 y 16 años, y otros tantos acudirán a pueblos de Segorbe-Castellón. Por su parte, 101 familias ayudarán a párrocos en zonas rurales de Asturias, Ávila, Albacete, Castellón, Sevilla, Palencia, Teruel, Cáceres y Gerona. A los misioneros les acompañarán 30 legionarios de Cristo y 28 consagradas y consagrados del Regnum Christi.
"Era mi primer año en esta parroquia; me hicieron mucho bien y me ayudaron a romper el hielo. Facilitó que muchos habitantes de Churra se reencontraran con la parroquia, y recobraran la alegría de la fe", recuerda el párroco de esta pedanía murciana.
Entre los jóvenes que irán este año se encuentra María Gálligo. "Para mi significa llevar el amor incondicional de Dios a cada rincón, a cada corazón: el corazón roto, alejado, rencoroso, dolido, cansado. Que nadie se lo pierda, que todos se enteren de que tienen un lugar en el corazón de Dios, un hogar en la Iglesia y unos hermanos en los cristianos", explica.
Por otro lado, el párroco de Cabezo de Torres, Antonio José Abellán, destaca la "alegría" que aportan los jóvenes en sus visitas a los enfermos y ancianos y el "fervor eucarístico" que llevan a la comunidad parroquial.
Muchas familias proceden de los colegios Regnum Christi de España, como Everest Monteclaro, Highlands Los Fresnos, Highlands El Encinar, Highlands Sevilla, Cumbres School Valencia, Reial Monestir de Santa Isabel y Highlands Barcelona.
"Valoramos profundamente cómo vivimos la fe con nuestros hijos. En misiones rezamos juntos, hablamos de Dios, compartimos la fe y no sólo entre nosotros, sino con otros niños que son como ellos, que tienen sus inquietudes y que experimentan su fe con naturalidad y normalidad", explican Mercedes e Íñigo, que llevan siete años yendo de misiones con sus cinco hijos y que este año se trasladarán a Guardo (Palencia).