Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La exposición al sol de forma moderada favorece la calcificación de los huesos

La exposición al sol favorece el aporte de calcio a los huesos por ser una gran fuente de vitamina D, que favorece el desarrollo del esqueleto humano y la absorción de calcio para los huesos. Así el verano es la época perfecta para mantener sanos nuestros huesos ya que con el aumento de horas de sol se realizan más actividades al aire libre como paseos o ejercicios moderados.