Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las farmacias y Salud ultiman un contrato pionero para el cribado de VIH y cáncer de colon

Las farmacias catalanas y el Servicio Catalán de la Salud (CatSalut) ultiman un contrato programa en virtud del cual los establecimientos pasarán a cobrarle a la Generalitat por las pruebas de cribado que realizan para la detección precoz de VIH y cáncer de colon.
En una entrevista con Europa Press, el presidente en funciones del Colegio de Farmacéuticos de Barcelona (COFB) y miembro del Consejo de Colegios de Farmacéuticos de Catalunya, Francesc Pla, ha señalado que el acuerdo sería pionero en España y sentaría las bases para un modelo de farmacia diferente.
Pla, que no ha concretado aspectos del contrato programa como la remuneración económica prevista o la duración del mismo, ha recordado que ambos proyectos, iniciados en 2009, han demostrado su efectividad en la detección precoz de determinadas dolencias, y con ello han contribuido a mejorar la salud de la población.
"Estamos a punto" de firmar el acuerdo, ha señalado Pla, quien ha recordado que se trata de una de las viejas reclamaciones de los farmacéuticos, que ya negociaron durante la legislatura pasada con el exconsellera Marina Geli sin cerrar un acuerdo.
En todo caso, el presidente en funciones ha desvinculado la consecución de este acuerdo con el inicio del cobro del euro por receta aprobado en el Parlament, y ha asegurado que la aprobación de un contrato situaría a la farmacia catalana como "líder" del sector.
"Hemos demostrado con pruebas piloto que somos una red de establecimientos sanitarios que puede dar resultados clarísimamente mejores que cualquier otra red sanitaria en el cribado", ha argumentado Pla.
CARTERA DE SERVICIOS
La cartera de servicios sobre la que trabajan farmacia y CatSalut sería un primer paso y podría incluir en un futuro nuevos servicios como el seguimiento de ancianos, pacientes polimedicados y crónicos, entre otros.
Pla ha justificado la aspiración de los farmacéuticos por su intención de convertirse en un establecimiento que presta servicios sanitarios, si bien ha reconocido que este paso requerirá de un cambio cultural que puede durar años.
En abril de 2009 se inició el programa de detección precoz del VIH en 36 farmacias del área de Barcelona, que en el primer año y medio supuso que 4.400 personas se realizaran un test rápido --43 arrojaron un resultado positivo--.
También a finales de 2009 se inició el programa de detección de cáncer de colon mediante la presencia de sangre en heces con la participación de farmacias, ambulatorios y hospitales, un programa en el que durante los dos primeros años y medio participaron 70.000 barceloneses, el 45% de la población diana de las zonas en las que fue implementado, y se diagnosticaron 500 casos de cáncer y 1.600 pólipos potencialmente malignos.