Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La frontera de Ceuta completa dos semanas con colas de hasta 3 horas de entrada y salida

La frontera del Tarajal, el único paso habilitado para que personas y vehículos entren y salgan de la ciudad autónoma de Ceuta hacia Marruecos, ha vuelto a registrar este jueves largas colas de hasta tres horas de duración en ambos sentidos para quienes quieren atravesarla en automóvil debido al refuerzo de los controles que aplican las autoridades del Reino alauita a todos los que la cruzan.
Las largas esperas, que se registran desde antes del inicio de las fiestas de Navidad, se prolongarán todavía "unos días", según han trasladado a las autoridades españolas en Ceuta sus homólogos del país vecino.
La intensificación de los controles policiales y aduaneros coincide con la realización de obras en el paso de vehículos desde Ceuta hacia Marruecos que el país vecino está realizando en sus instalaciones fronterizas y las colas no han podido evitarse ni con la apertura de un nuevo carril en la infraestructura marroquí de Bab Sebta.
A primera hora de la tarde de este jueves, cientos de automóviles se acumulaban ya a lo largo de casi un kilómetro en la carretera que une la parte marroquí de la frontera con la vecina localidad de Fnideq (Castillejos).
En el lado español, la cola de vehículos se estira hasta la playa de La Almadraba y amenaza con colapsar otra vez, como en jornadas anteriores, buena parte del tráfico rodado por las barriadas colindantes a la Carretera Nacional.
El perímetro del paso fronterizo registra, además, grandes aglomeraciones de porteadores desde que, en septiembre, a petición de Marruecos, las Fuerzas de Seguridad impiden el paso de cualquier mercancía por el Tarajal y lo derivan inexcusablemente hacia el puente del Biutz, que solo abre de 8,00 a 13,00 horas y que será clausurado este mes, cuando se abra el 'Tarajal II', un carril reservado también de forma exclusiva para los marroquíes, sobre todo mujeres, que viven de entrar y salir de la ciudad autónoma varias veces al día con todo tipo de mercancías a sus espaldas.