Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cada vez comemos más solos, hiperconectados y a toda prisa

Contemos el número de comensales y el número de móviles, es el mismo. No nos desenganchamos ni a la hora de la comida. Otra imagen, bocata en una mano y móvil bien cerca. Un estudio de la Universidad de Zaragoza revela que cada vez comemos más solos y más pegados al teléfono. El 80 por ciento de los españoles,  entre bocado y bocado pendientes de la pantalla. Esta adicción la sufren más las mujeres. Los hombres aguantan con el móvil en el bolsillo, ellas mayoritariamente encima de la mesa., el 60 por ciento ni siquiera desconecta su sonido. Estar pendientes del teléfono provoca además que disfrutemos menos de la comida. Uno de cada 4 españoles come en menos de 15 minutos, y entre los jóvenes esa cifra se multiplica por dos.