Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Muere al cortarse el cuello con una motosierra mientras podaba un árbol

Un hombre muere accidentalmente al cortarse el cuello con una motosierraREUTERS

El hombre de 31 años era podador de árboles. Esa mañana como cualquier otra salió a trabajar sin esperar que un trágico accidente acabaría con su vida. Al parecer la motosierra le cortó el cuello y, cuando los servicios médicos fueron a asistirle, ya había fallecido.

Gregery Bulbuc, de 31 años, tuvo un trágico accidente mientras podaba un árbol. La motosierra acabó en su cuello y él se quedó colgando de la cuerda que le sujetaba.
Ocurrió en Bermondsey, al sur de Londres. Bulbuc era un trabajador rumano que trabajaba para la compañía Aralia Tree Services.
Su hermano, Ioan Bulbuc, también se dedica a podar árboles y, entre lágrimas, explicó a Daily Mail que "era el hermano perfecto. Él era papá, tenía un muchacho de tres años. Vivíamos juntos en la misma casa en Beckenham". Comentaba que "estuvo aquí desde 2001 hasta 2002, mucho tiempo. Había trabajado como podador de árboles durante diez años".
Trágicamente, el incidente tuvo lugar en la semana en la que Bulbuc iba a celebrar su 32 cumpleaños. Sin embargo, las lágrimas invadieron Bermondsey y, especialmente, a su hijo de tres años que, inesperadamente, perdió a su padre.
Su hermano Ioan aseguró que ése es el segundo trabajo más peligroso del mundo. "Fue un terrible accidente", añadió.
Según informaciones del mismo diario, los testigos advirtieron una gran cantidad de sangre después del incidente en Banyard Road. El lugar del terrible accidente se encontraba cercano a una escuela y se produjo a las 11 de la mañana. Nada más producirse el incidente, se avisaron a los policías y paramédicos.
Uno de los testigos comentó en Twitter que es el "segundo accidente que acaba con la vida de una persona en Bermondsey este año. Pobre hombre, viene a ganar algo de dinero y ni siquiera llegará a casa esta noche".
Un portavoz de la Policía Metropolitana dijo: "La policía fue llamada a Banyard Road en Bermondsey a las 11 del miércoles 15 de febrero informando de un hombre herido".
Los oficiales, el Servicio de Ambulancia de Londres y la Ambulancia Aérea de Londres asistieron al lugar del accidente. Sin embargo, poco pudieron hacer. El hombre ya había fallecido. Seguidamente los familiares fueron informados de la terrible noticia.